La reina Letizia en la apertura del curso de Formación Profesional en Santiago. | Gtres

La reina Letizia ha encontrado el mejor complemento para su falda midi a cuadros de Massimo Dutti

Nada mejor que un cinturón para conseguir un efecto estilizador inmejorable. 

Woman.es

La reina Letizia se mantiene fiel a su sana costumbre de apostar por la moda sostenible al reutilizar y sacar el máximo partido posible a su vestidor. No es novedad por eso que haya apostado por una falda de Massimo Dutti que ya le habíamos visto antes de su regreso a Santiago de Compostela dos meses y medio después de su última visita -presidió junto al rey Felipe VI la ofrenda al Apóstol el día de la festividad de Santiago, el 25 de julio-.

Tampoco es noticiable que haya decidido darle una vuelta de tuerca a dicha prenda, porque esto es algo que suele hacer con maestría doña Letizia.

Pero sí lo es cómo lo ha hecho, con sencillez y una dosis alta de elegancia gracias a un cinturón negro con relieve de Burberry que también ha llevado en looks recientes y que sabe es el mejor truco no solo para darle un nuevo aire a la prenda sino para conseguir que el conjunto sea estilizador al máximo.

La reina Letizia con falda a cuadros de Massimo Dutti. | Gtres

A juego con el mencionado cinturón, Letizia Ortiz ha llevado unos salones, una cartera y un jersey fino de punto y manga larga, los tres lisos y en color negro para ganar en sobriedad.

El concepto del outfit es exactamente el mismo al que lució la última ocasión en la que le vimos llevar en público la falda de cuadros de Massimo Dutti, en su visita a FITUR el año pasado, pero entonces no apostó por los complementos, y sí por unos zapatos similares y por una blusa, ambos en color negro y lisos también.

Tanto la cartera como los stilettos con los que la reina ha caminado por el Centro Integrado de Formación Profesional Politécnico de Santiago son de la firma Carolina Herrera, mientras que los pendientes con forma estrella con los que ha completado el look minimalista son los que Chanel le regaló en su día por el nacimiento de la princesa Leonor, un clásico de su joyero.

Hoy destacaban especialmente estas joyas gracias al peinado escogido por la monarca, que ha optado por recogerse el pelo con una favorecedora coleta.