Edurne con melena lisa y raya a un lado. | Gtres

El vestido Cenicienta de Edurne en la final de 'Got talent' que soñamos con llevar alguna vez en la vida

Para poner el broche de oro a esta edición del programa de televisión, Edurne ha vuelto a vestirse de princesa Disney con uno de esos diseños que es toda magia.

Julia García

Una nueva edición de 'Got Talent' ha llegado a su fin y como es habitual en este tipo de programas televisivos, su jurado se puso de gala para la ocasión. Sin querer desmerecer al resto, solo hemos tenido ojos para Edurne y su vestido de Cenicienta del siglo XXI, que nos ha conquistado con esa belleza natural que la permite brillar con todo lo que se pone.

Y eso que esta vez lo ha hecho literalmente, porque el vestido en cuestión destaca precisamente por el brilli brilli de las lentejuelas que decoran casi toda la pieza a excepción del "cinturón" de plumas blancas que rodea la figura de la artista madrileña a la altura del pecho. Esta franja de plumas es la parte superior del vestido metalizado, de escote palabra de honor.

El vestido escogido por Edurne para una noche tan señalada -grabada hace tiempo, mucho antes de que llegara al mundo su primera hija, Yanay- es de la firma Tot-Hom, sello catalán fundado por Marta Rota cuya base de operaciones está en Barcelona. 

Además de por las características mencionadas anteriormente, el diseño destaca por el vuelo natural de su falda, que dibuja ondas en movimiento como las del peinado (estas fijas) con el que Edurne ha puesto la guinda a un look que ha completado con unos peeptoes blancos con plataforma y tacón alto y cuadrado, además de unas medias también en color claro

Basta con ver el resultado global para que nos recuerde Edurne a las princesas de cuento, perfil para el que sería difícil encontrar una candidata mejor entre nuestras celebrities, pero detalles como el escote palabra de honor con los flecos, las lentejuelas y el citado peinado ondulado son detalles que ayudan a actualizar esa imagen de princesa de cuento clásica, del Disney del siglo XX. 

Por cierto, no es la primera vez que Edurne apuesta por las lentejuelas, detalle al que parece abonada últimamente porque, sin ir más lejos, lució un vestido con escote de vértigo y lentejuelas en una de las galas previas a la final del talent show que ahora ha llegado a su fin.