Thibault Monnier/LCD, PacificCoastNews / CORDON

El reto viral en TikTok de Ashley Graham para que ames tu cuerpo

La modelo, con más de 12,6 millones de seguidores en Instagram y 6,3 millones de 'likes' en TikTok, ha conseguido convertir su último video en TikTok en toda una declaración de intenciones.

CARMEN RAYA

Está claro que seguimos viviendo en un mundo en el que la imagen parece serlo casi todo. La llegada de las redes sociales hicieron que, sobre todo las mujeres, mostrasen tan solo su mejor 'cara' en sus cuentas 2.0, pero con el paso de los años muchas famosas han comenzado a mostrar la realidad de sus vidas y de sus cuerpos. Así pues, influencers como por ejemplo Alexandra Pereira no han dudado en comentar con sus seguidores que sus cuerpos no son perfectos y que ellas también son esclavas de la llamada "tiranía digital"

Unas reglas online que cada vez parecen difuminarse un poco más y prueba de ello es que la modelo Ashley Graham ha hecho uso de su cuenta de Instagram para animar a todas las mujeres a que celebren sus cuerpos, sean cómo sean. Un video que comenzó como un 'simple' recordatorio que tenemos que querer nuestras siluetas en todas sus formas, pero que ha terminado siendo un reto viral.

"No estoy llorando, tú estás llorando. Muchísima gente ha estado usando mi TikTok para celebrar sus cuerpos. Utiliza un segundo de tu tiempo para celebrar el tuyo", decía en Instagram donde también compartía dicho video que ha alcanzado los 2,1 millones de visitas en su cuenta de Tiktok.

Cabe recordar que Ashley Graham siempre se ha posicionado como firme defensora de los cuerpos reales, como el suyo. A sus 33 años, la modelo norteamericana puede presumir de haber sido la primera modelo de talla grande que apareció en la portada de Sports Illustrated Swimsuit Issue. Un pequeño paso para ella, pero un gran paso para las que, como ella, defienden que la moda muestre todo tipo de cuerpos.

Ashley nunca ha ocultado que lleva una vida sana y practica deporte, pero la genética y otros factores hacen que no posea las tan peligrosas (e irreales) medidas del 90-60-90. "Muchas veces la gente me dice que cómo puedo ser 'curvy' si hago deporte y como bien. Una cosa no tiene nada que ver con la otra. Se tiene el concepto de que la gente como yo no nos cuidamos, de que nuestros cuerpos son fruto de la dejadez. No es así y este concepto es el que yo lucho por hacer desaparecer", dijo durante una reciente entrevista para un programa radiofónico.