Jon Kortajarena, en un acto de Netflix. | Juan Naharro Gimenez / GETTY

Jon Kortajarena, protagonista de 'Alta mar': "Soy un poco golfo, como mi personaje"

Hablamos con los personajes principales de la serie 'Alta Mar', que llega este 24 de mayo a Netflix con amor y misterio. 

Clara Hernández | Fátima García

Tan convencida está Netflix del éxito que va a tener la serie que estrena este viernes, 'Alta mar', que cuando los periodistas llegan al plató para entrevistar a sus protagonistas, los responsables les confirman que ya han comenzado a rodar  la segunda temporada.

Hay ingredientes en la ficción que hacen que creamos que puede ser así. Por ejemplo, fichajes como Jon Kortajarena, que cuando aparece por un extremo de la sala con su 1.90 m de altura y un uniforme de oficial naval (más aun cuando se desliza con elegancia de pasarela hacia la mesa del catering y da un sorbo limpio de un vaso que agarra con una mano simétrica) crea un silencio confuso entre los asistentes.

Ivana Baquero, Jon Kortajarena y Alejandra Nieva en la serie 'Alta Mar' de Netflix. | Manuel Fernandez-Valdes

Unos metros más allá hay actores de la talla de Pepe Sacristán o el argentino Eduardo Blanco, pero han de esperar a que Jon salga a fumar para centrar las miradas. También pasa por allí la rubia Alejandra Nieva, como una exhalación; Ivana Baquero, más comedida, o Eloy Azorín, que domina la escena, más alto que en la pantalla, pura seguridad, con las manos en los bolsillos.

Con todos ellos hablamos de esta serie que promete misterio, tensión, giros insospechados (muchos) y romances (también en cantidad) desde los primeros minutos. Y que se desarrolla en un crucero de lujo de los años 40, cuyo interior se ha recreado con todo tipo de detalle y por todo lo alto en unos platós de la sierra madrileña. Casi como en 'Titanic'. El punto de partido es el asesinato de una mujer que no se encuentra en la lista de pasajeros.  

Mira las entrevistas en el vídeo, a continuación. Y, más abajo, las conclusiones.

¿Y qué sacamos en claro de nuestras conversaciones con los protagonistas? Que Jon Kortajarena, que interpreta a un oficial de la tripulación, es "un poco golfo", como su personaje, nos explica mientras lanza una sonrisa desarmante (y nos lo creemos, aunque también parece amable, e incluso sencillo, y que se lleva muy bien con sus compañeros de reparto).

A su lado, el simpático Eduardo Blanco se identifica, como el capitán que interpreta, con una "turbulencia emocional" antes de enzarzarse en una reflexión con pinceladas trascendentales que consume los cinco minutos nos han concedido de entrevista con él y Jon.

Más: Pepe Sacristán, que vuelve a repetir como tío (en 'Velvet' era el tío Emilio; ahora, el tío Pedro) asegura que el de ahora tiene muchas más vueltas e incógnitas que el anterior y se admira del poder de la tecnología, que permite que a través de las ventanas del salón de pega se vea el mar "embravecido, calmado o cabreado”, o que baje la línea del horizonte si así lo quiere el director de fotografía.

Ivana Baquero es primorosa y correcta, cuida las palabras: "Hemos llegado a marearnos durante el rodaje”, asegura  para que entendamos hasta qué punto es avanzada esa pantalla que, a través de la ventana, da idea de que estamos en alta mar. O lo difícil que es rodar simulando atravesar una tormenta y moviéndose para que parezca creíble.

Jon Kortajarena y Eloy Azorín son, respectivamente, el oficial y el propietario del crucero de lujo Bárbara de Braganza en la serie 'Alta mar'. | Manuel Fernandez-Valdes

La  última pareja por entrevistar son Alejandra Nieva y Eloy Azorín, que nos dan la bienvenida entre risas. "Somos bastante gansos", se presentan. Hacen bromas entre sí, se lanzan pullas ("no eres comedida, no lo eres", le dice Eloy, exageradamente serio, a su compañera, que se parte). 

El actor parece llevar las riendas de ese barco aunque asegura que si  hubiera que votar por un capitán o una capitana de un crucero, elegiría a otro. Es decir, a  Eduardo Blanco, que interpreta al capitán en la ficción, o a Pepe Sacristán, sus "faros", coinciden. Son líderes, resume Alejandra antes de romper a reír y menea su melena luminosa cuando Eloy la acusa de sibarita.

Relacionados