Marta Ortega con vestido de novia de Valentino en su boda.  | @pppicioli / INSTAGRAM

Marta Ortega también estuvo en la boda de Carlota Casiraghi (y su vestido joya fue el mejor look de invitada del día)

Marta Ortega y su marido, Carlos Torretta, asistieron a la boda real de Mónaco este fin de semana. 

SILVIA VÁZQUEZ | WOMAN.ES

 La boda de Carlota Casiraghi y Dimitri Rassan este fin de semana ha sido uno de los grandes acontecimientos sociales del año y toda la atención mediática ha estado centrada en Mónaco. No solo por los dos originales vestidos que lució la novia (con homenaje a su abuela Grace Kelly incluido) sino también por su exclusiva lista de invitados, en la que se encontraba, entre otros, Marta Ortega.

La hija de Amancio Ortega acudió junto a su marido, Carlos Torretta, en calidad de amigos de la novia, pues las dos mujeres se conocen de los torneos de hípica internacionales, donde han coincidido en numerosas ocasiones. Aunque no fueron los únicos asistentes españoles al evento (también estaba la estilista Helena Tejedor), la pareja ejerció a modo de embajadores de nuestro país, al tiempo que Marta destacó por ser una de las invitadas más deslumbrantes.

Pese a que las fotografías oficiales del enlace son escasas, las redes sociales se han convertido en nuestras mejores aliadas para conocer los detalles del enlace. De esta forma, ha transcendido el llamativo vestido joya que escogió Marta Ortega para la ocasión: un diseño de la colección de Alta Costura otoño-invierno 2018-2019 de Valentino, firmado por el propio Pierpaolo Picciolini, director creativo de la firma.  

Tal como hizo en su propia boda (donde llevó hasta cuatro looks diferentes), la ejecutiva de Inditex ha recurrido a un vestido de la marca italiana, que bien podría servir como estilismo nupcial. Se trata de un delicado diseño de organza repleto de aplicaciones metalizadas, que sorprende por el elegante cuello perkins.  

Valentino - París - Alta costura - Otoño-Invierno 2018-2019 125 | IMAXtree.com / IMAXTREE

Según se aprecia en las fotos, la heredera de Zara eligió un 'beauty look' marcado por un moño alto que, además de cederle todo el peso estilístico al vestido, dejaba a la vista unos pendientes blancos. Gracias a estas decisiones, Marta Ortega fue una de las invitadas estrella de la boda real del principado de Mónaco junto a otras 'it girls' de la talla de Pauline Ducruet (que acertó de pleno con un mono negro con hombreras XL) o Sassa de Osma (con un vestido floral de Delpozo). 

Relacionados