Kate Middleton y Jill Biden. | Gtres

Las primeras palabras de Kate Middleton sobre Lili, la hija de Meghan Markle y el príncipe Harry

La duquesa de Cambridge ha reconocido que aún no conoce a su sobrina Lili pero que "no ve el momento" de hacerlo. 

Julia García

Kate Middleton ha protagonizado el episodio previo a la cumbre del G7 más mediático en Hayle, un pueblo de Cornualles donde se reúnen estos días los líderes de los países más poderosos de la geopolítica mundial, días después de vacunarse contra el Covid-19.

La duquesa de Cambridge se ha reunido con Jill Biden, primera dama de los Estados Unidos, con la educación infantil como tema principal en la agenda. Y más allá de lo tratado en la reunión, la noticia es que Middleton se ha referido por primera vez en público de su sobrina Lili, segunda hija de Meghan Markle y el príncipe Harry -ya sabemos que la norma recomienda adaptar al castellano los nombres reales, pero ¿quién conoce a estas alturas a Harry como Enrique?-

- El video familiar de los Duques de Cambridge con sus hijos

- Las imágenes nunca vistas de los diez años de matrimonio de Kate Middleton y el príncipe William

La esposa del príncipe Guillermo -curiosamente, más conocido así que como William...- ha reconocido que todavía no conoce a su sobrina pero que está deseando hacerlo: "Les deseo todo lo mejor. No puedo esperar a conocerla, porque todavía no he podido. Espero que sea pronto".

Esta ha sido la respuesta improvisada que Kate Middleton le ha dado a una periodista que se lo ha preguntado al final del acto con Jill Biden, de forma inesperada seguramente para ella. Por eso, al no haber existido repregunta, nos queda la duda de si se refiere a que ni siquiera por fotografía o videollamada conoce a la pequeña Lili. 

Kate Middleton y Jill Biden en su primer encuentro. | Gtres

Más allá de la anécdota referida a la hermana de Archie, el primer hijo de los Duques de Sussex, el primer encuentro entre Kate Middleton y Jill Bidden nos ha dejado por parte de ambas dos looks casi coordinados con el rosa en su tonalidad más intensa como protagonista.

La Primera Dama de los Estados Unidos con un vestido blanco y una americana fucsia y la Duquesa de Cambridge con un vestido color frambuesa con manga corta, drapeado en la zona del escote, largo midi y cinturón a juego de Alexander McQueen que ha combinado con zapatos y bolso nude, mismo tono escogido por Jill Bidden.