Sandra Gago con pantalón culotte blanco y chaleco beige. | Instagram @sandragago_

El mejor look de la final del Mutua Madrid Open lo ha llevado Sandra Gago

Pantalón culotte, chaleco largo, gorra y zapatillas, el mix que no esperábamos y funciona. 

Julia García

Una de las cosas que hemos aprendido con la pandemia en lo que a materia de estilo se refiere es que todos los lugares pueden ser buenos para encontrar inspiración. Aunque poco a poco se han ido retomando las alfombras rojas, los desfiles y estrenos de cine, los contextos han cambiado notablemente. Eso ha hecho que agudicemos el ingenio y no haya quedado más remedio que empezar a abrir bien los ojos ante cualquier posibilidad que se nos presentara. 

Justo lo que hemos hecho en el torneo de tenis que en los últimos días se ha celebrado en la capital española. Algunos de los mejores tenistas del mundo se han dado cita recientemente en el Mutua Madrid Open y hasta allí se han desplazado numerosos rostros conocidos para disfrutar de una jornada deportiva. Tamara Falcó, por ejemplo, fue una de las que se dejó caer por la Caja Mágica para apoyar a su cuñado, Fernando Verdasco, pero también lo hicieron María Pombo, Ester Expósito y Victoria Federica

Quien tampoco faltó a esta cita fue Sandra Gago, mujer del director del campeonato, Feliciano López. La modelo ha sido toda una referencia de elegancia en cada una de sus apariciones en el palco, donde hemos podido ver cómo lucía desde un traje de raya diplomática con una sencilla camiseta blanca, hasta unos pantalones de cuero con una chaqueta de ante o unos informales jeans con unas sandalias negras de tacón.

Pero ha sido en la final en el que nos ha sorprendido por completo con su combinación de prendas y complementos. 

Para el último partido del torneo, Sandra ha optado por la comodidad más absoluta y para hacerlo ha depositado su confianza en una de sus firmas de cabecera, Pedro del Hierro. De sus diseños salen tanto los pantalones tipo culotte con bordado en la cintura en color blanco como las zapatillas de caña baja del mismo tono y la gorra azul marino con logo que escogió como complemento. Piezas básicas a las que la se ha animado a añadir una prenda que nunca hubiéramos combinado de esta forma pero que nos ha parecido todo un acierto. 

Se trata de un chaleco de punto en color camel, el cual no solo contrasta por su tono tierra sino que hace un interesante juego de largos con los pantalones y el top de tirantes que lleva debajo que ya nos hemos apuntado en nuestra particular lista de 'tips' para crear estilismos de 10 como el suyo.