Alexandra Pereira con un vestido estampado rosa de Isabel Marant | INSTAGRAM

Tu verano no será ideal sin este bikini en dos colores de Alexandra Pereira

La ‘influencer’ ha demostrado que siempre es buen momento para el contraste entre blanco y negro

Noelia Murillo

El verano es la época perfecta para coger algunas de las ideas que nos ofrecen las celebrities a través de sus redes sociales en cuestiones de estilo. Solo ellas tienen el poder de hacer que lo más extraño se vuelva a poner de moda, como es el caso del ‘underboob’. Esta tendencia que brilló en 2016 ha vuelto a nuestros días gracias a Laura Escanes, entre otras.

Es cierto que las modas vuelven y si este año, además de este corte de bikini, lo que más se llevan son los bañadores cut-out (que cumplen la misma función del ‘underboob’, sugerir sin enseñar del todo) no cabe duda de que hay ciertos clásicos. Estos tienen la capacidad de no pasar de moda, pero tampoco volverse invisibles con el paso de los años.

Estampados, de triángulos, de corte asimétrico, crochet, cuadro vichy… No sabemos muy bien por cuál de todos nos decantaríamos porque los hay preciosos y de todo tipo, pero no cabe duda de que hay dos colores que nunca fallan independientemente de la época del año en la que estemos. Ahora, en pleno verano y con el sol dejándonos temperaturas de 30 para arriba, es momento de pensar en el baño y, por eso, no hemos pasado por alto el bikini de Alexandra Pereira.

-Un vestido blanco para hacer la transición al verano

-Alexandra Pereira nos demuestra que se puede hacer turismo con un vestidazo ideal

La ‘influencer’ española ha compartido con sus más de dos millones de seguidores un ‘look’ con el que ha celebrado su estancia en Marbella. Se trata de un bikini en dos colores, el clásico contraste entre blanco y negro; un diseño muy favorecedor con el que está guapísima y que cualquier mujer podría llevarlo porque cuenta con varios detalles que se ajustan a todo tipo de cuerpos.

El primero de ellos es su top sin tirantes y terminado en un lazo frontal, con el que las mujeres con poco pecho pueden lucir orgullosas un impresionante escote. Con ello, la braguita también en blanco (la parte de la cinturilla) y negro en la parte de abajo. Tiene canalé y estiliza al máximo la figura femenina. El hecho de que se trate de un corte alto invita a disimular esas imperfecciones que algunas creemos que tenemos y que en realidad no llaman la atención en absoluto.

El diseño lo firma Ônne, una marca donde no faltan los colores clásicos, como el blanco, el negro o el beige. En esta ocasión, el bikini se vende por partes, en varias tallas y de varios modelos. Además del blanco y negro, también lo hay en negro y beige y blanco y beige. El precio del top es de 29,95 euros y el de la braguita es de 24,95 euros.