Cayetana Guillén Cuervo con mascarilla del Museo Thyssen. | Instagram @cayetanagc

Museos como el Prado y el Thyssen han comenzado a vender mascarillas con algunos de los cuadros más famosos y son ARTE

Los diseños más bonitos que vas a poder utilizar para protegerte y proteger a los demás.

Woman.es

Hay quien aprovecha que desgraciadamente tengamos que pasear con mascarilla por cualquier lugar público para mostrar con orgullo su equipo de fútbol, cuál es su película favorita o hasta para hacer publicidad de su empresa. Otros prefieren llevarlas lisas y muchas personas ya se han animado con diseños creativos de las muchas firmas de moda que están produciendo este complemento forzoso. A ingeniosos no nos gana nadie.

Fíjate si lo somos que los últimos en sumarse a la idea de utilizar la mascarilla para mostrar algo al mundo, como si de un lienzo se tratara, han sido los museos, que están empezando a comercializar diseños con los cuadros más famosos. 

Uno de los primeros en animarse con esta idea, que no deja de ser también una nueva vía de ingresos, que buena falta les hace a los museos en esta época tan dura que ellos están sufriendo muchísimo, como el resto de la cultura, ha sido el Museo Nacional Thyssen-Bornemisza. Hace varios días que la pinacoteca madrileña presentó los primeros modelos que está vendiendo, reutilizables y lavables, diseños estampados inspirados en obras tan famosas como 'Composición nº1 con rojo y azul' de Mondrian, ‘Mujer con sombrilla’ de Robert Delaunay y ‘Bodegón con dado’ de Paul Klee, entre otras. En la tienda online del museo se pueden comprar tanto para adultos como para niños, y todas vienen acompañadas por una bolsa de tela para guardarlas cuando no se usen. 

Mascarilla del Museo Sorolla. | D.R.

Antes incluso de que el Thyssen se atreviera con esta brillante idea a medio camino entre el márketing y la divulgación cultural, otros museos ya habían empezado a explorar este nuevo camino. La National Gallery de Londres, el MET de Nueva York y también otros importantes museos con sede en España como el Museo Nacional del Prado o el Sorolla comercializan diseños preciosos de mascarillas inspiradas en algunas de las obras más importantes que cuelgan en sus paredes. Todas ellas también pueden adquirirse en sus respectivas tiendas online.

Además, la asociación entre mascarilla y pintura ya había despertado la creatividad de algunas pinacotecas, siendo especialmente original la idea del museo Fitzwilliam, situado en Cambridge, que añadió este complemento a los protagonistas de algunos de sus cuadros más famosos, dando como resultado una original y llamativa colección Fitzwilliam Masterpieces 2020 Edition, pensada para concienciar sobre la importancia del uso de la mascarilla y al mismo tiempo recaudar fondos mientras la pinacoteca se mantenía cerrada por la pandemia de la COVID-19.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

#spotthedifference Art for our time: The Fitz has released a range of cards in response to our new pandemic lifestyle, with a playful take on our masterpieces practicing social distancing. Our Director @lukesyson said, ‘’Over the last few weeks, things we took for granted have become precious. One of those is humour, that sometimes feels in short supply. These doctored versions of some of the Fitz’s great masterpieces wittily reimagine their protagonists as living at this moment. What a difference to our understanding of their actions and interactions the addition of a face-cover makes! But perhaps they make a serious point too - of how we expect to greet one another with hugs and kisses - and how much changes when that’s not possible. At least we can still laugh together. That’s not changed. And I hope these might help! Shop your favourites, 👆😷🖼 link in bio. #lockdownlifestyle #pandemic2020 #stayhome #quarantineandchill #covidiots #flattenthecurve #socialdistancing #fitzwilliammuseum #cambridge #cambridgeuniversity #fitzvirtual

Una publicación compartida de The Fitzwilliam Museum (@fitzmuseum_uk) el

Relacionados