Capa: Naomi Cape; Falda: Giselle Denim; Jersey: Anine Bing; Botines: Vince Camuto; Bolso: Nine West; Pulsera: Payless; Anillo: BCBG

Inspírate en el street style de Jessica Alba

Maqui Bourgon
Ver 1 fotos

No hay famosa que se precie que no haya incluido este otoño una capa en su armario.
La lanzó Burberry Prosum, la puso de moda Olivia Palermo y el low cost la ha popularizado hasta tal extremo que… ¡No eres nadie sin una capa!
Se trata de una prenda fácil de llevar y que se adapta perfectamente a todos los estilos. Pero debes afinar la puntería si quieres lucir la tuya con la misma gracias y salero que Jessica Alba y no correr el riesgo de que parezca que sales de casa enfundada en la batamanta de la Teletienda.
Tanto si has optado por una capa o como si lo has hecho por un poncho, toma nota de estas reglas de obligado cumplimiento para sacarle todo el partido a la prenda más it de la temporada y lucir un look chic y favorecedor sea cual sea tu silueta. Vamos allá…!
Aunque podrás encontrar algunas más ajustadas, la capa es por definición una prenda suelta y holgada, así que te recomiendo que para compensar volúmenes, la lleves siempre con prendas entalladas… ¡que no lo mismo que ceñidas!
Si eres gordita, la capa supone un riesgo añadido para tu imagen así que, para evitar daños colaterales, presta especial atención al corte, el color y sobre todo el estampado.
Recuerda que los colores oscuros aportan menos volumen, por tanto… ¡a muerte con ellos!
Algo parecido ocurre con el estampado, cuanto más pequeño y discreto mucho mejor.
Un truco estupendo para meterla en cintura en usar un cinturón. De esa forma marcas, sin ceñir, tus curvas, tu silueta no perderá feminidad y darás a tu aspecto un aire más sofisticado.
Si tu silueta es muy angulosa, tipo nadadora o columna, olvídate de la rallas horizontales y de los estampados geométricos a base de cuadros. Siempre te verás mejor con estampados sinuosos que evoquen redondez.
Si tienes poca altura… ¡fuera rallas horizontales también! y cuidado con el largo. 10 centímetros por debajo de la cadera es el límite para no acortar visualmente tu figura.
La capa es un todoterreno. Admite pantalón, vestido o como en el caso de Jessica, falda. Y es apta para cualquier tipo de looks, casual, business o chic. La clave está en el largo, cuanto más corta más formal… ¡Y viceversa!
Y ahora que tienes las claves para llevar tu capa con estilo, puedes echar un vistazo a mi página e inspirarte en los estilismos que te he preparado para facilitarte la tarea.

Prendas
Capa: Naomi Cape; Falda: Giselle Denim; Jersey: Anine Bing; Botines: Vince Camuto; Bolso: Nine West; Pulsera: Payless; Anillo: BCBG