Lucy Moon con chaqueta polar de Uniqlo. | Instagram @iamlucymoon

Volverás a llevar forro polar por "culpa" de Uniqlo

¿Quién nos iba a decir que sustituiríamos la cazadora de cuero por esta prenda que es parte del uniforme para una jornada invernal en la montaña? 

Julia García

Este invierno se presenta de lo más ecléctico. Si hacemos caso de las tendencias que nos han ido llegando desde las calles y las pasarelas podemos afirmar que en nuestro armario convivirán los pantalones estampados con los jerséis multicolor, las faldas de tablas como las que llevábamos al colegio e incluso con vestidos de pedrería y lentejuelas que llevan la fiesta por bandera.

A todas estas prendas que a priori no tienen nada que ver entre ellas podemos ir sumando una más: el forro polar. Después de la incorporación de las botas de montaña a la gran ciudad gracias a las múltiples versiones que han ido apareciendo, llega este otro artículo propio de un entorno natural dispuesto a colarse en nuestro día a día. En realidad lleva ya varios años tratando de asomar la patita y en este 2021 vuelve dispuesto a intentarlo. 

Puede que no nos llame demasiado la idea para los looks más sofisticados pero si hablamos de un estilo desenfadado está claro que merece una oportunidad. Es comodísimo, muy gustoso de llevar e hipercalentito, ¿qué puede salir mal? 

Para iniciarnos en esta moda hemos recurrido a Uniqlo porque es una de las firmas que más empeño está poniendo en su triunfo. Y es que en su tienda online hemos fichado uno que es imposible que no te convenza. Amplio, largo hasta las caderas, en formato chaqueta ya que tiene una cremallera central y con un cuello diseñado para que no cubra el rostro. A esto hay que unir el hecho de que haya sido confeccionado en un tejido respetuoso con el medioambiente ya que emplea un 30 % de poliéster reciclado en el pelo de tacto suave y ligero.

Y un detalle más a tener en cuenta, ¡ha creado hasta 20 versiones diferentes de este mismo forro polar! 

Forro polar de Uniqlo. | Uniqlo

Beige, rosa, verde, naranja, azul, negro, blanco... es prácticamente imposible que no encuentres un color en el que te guste esta pieza que cuesta 29,90 euros. De hecho, en Instagram ya hemos visto a varias fieles a la marca japonesa elegir sus favoritos e incorporarlos a sus estilismos como sustituta de una cazadora de cuero

Una manera genial de probar con una estética distinta en la que se gana en confort cuando llega el frío y que es triunfo asegurado si tenemos en cuenta que este forro lleva siendo uno de los bestsellers de Uniqlo desde el nacimiento de la firma.