Dolce & Gabbana

Dolce & Gabbana reinventa el concepto de las 'boutiques' de lujo

La firma italiana acaba de inaugurar un espacio único en Mónaco como parte de su 'tour' por las capitales de la moda de todo el mundo. 

Woman.es

Si a principio de año Dolce & Gabbana revolucionó las pasarelas con sus desfiles 'millennials', ahora va camino de revolucionar también el concepto de las 'boutiques' de moda. La firma italiana se encuentra en pleno proceso de cambio, y una de sus claves es renovar los puntos de venta para convertirlos en toda una experiencia para sus clientes.

Dolce & Gabbana

La apertura de su tienda en el centro de Milán en septiembre del año pasado fue el punto de partida de esta renovación, que ahora ha llegado hasta Montecarlo. La opulencia de Dolce & Gabbana encaja a la perfección en este lugar emblemático de Mónaco, cerca del famoso Casino de París y a pocos metros del mar, demostrando que la marca sigue siendo sinónimo de lujo y sofisticación. Pero hay mucho más: Milán, Capri, Tokio, Londres, Venecia, Pekín, Los Angeles, Nueva York, Miami... son algunas de las ciudades en las que la marca quiere consolidar su presencia creando una especie de 'tour' por las principales capitales de moda mundiales que reflejen los valores y la esencia de la marca. 

"Para la tienda de Montecarlo nos inspiramos en la elegancia, el lujo y el encanto de la ciudad. Nos gusta la idea de que quienes entran en la tienda se sientan inmersos en la 'glamourosa' atmósfera de la Costa Azul: un lugar mágico, un destino de vacaciones reconocido en todo el mundo. Y estamos encantados de continuar aquí con nuestro Gran Tour", explicaban Domenico Dolce y Steffano Gabbana

Dolce & Gabbana

La tienda, de más de 800 metros cuadrados divididos en tres plantas, recoge las colecciones de Mujer y Hombre así como los accesorios de la marca, que se funden con el ambiente de la 'boutique' gracias a los materiales empleados: mármol negro y cuarzo rosa en las pareces, muebles de madera del siglo XIX y acabados en terciopelo son algunos de los puntos cardinales de este estilo barroco con su sello de identidad propio. 

El resultado final es obra del reconocido arquitecto Eric Carlson, para quien "diseñar un lugar para Dolce & Gabbana y su clientela 'jet set' en el Principado de Mónaco significa crear un paraíso de opulencia y exclusividad". Y lo ha conseguido. Puro Dolce & Gabbana