Pasando lista a las tendencias de calzado en el backstage del desfile de Prada. | PRADA

De la chancla a la babucha, los verdaderos pasos del verano

De la chancla a la babucha, estos son los encargados de aclimatar el zapatero para dar pasos durante la temporada estival.

Laura García del Río | Woman.es

TIRARSE A LA PISCINA

Cuando Anna Wintour señala las chanclas de Dolce & Gabbana como la pieza más interesante de la temporada, hay que tomar nota. Y más si Miuccia Prada apoya la moción llenando su desfile con guiños a Esther Williams y su “Escuela de sirenas” (1944), gorro de baño y sandalias de plástico incluidas. Por suerte, y conscientes de que reivindicar la chancleta como pieza obligatoria puede suscitar dudas entre el público, las firmas ofrecen versiones para todos los gustos: con logo en Saint Laurent, sport en Boss, hip-hoperas en Givenchy…

ay quien no les quita la etiqueta de guiri, y en “The Telegraph” las llaman «la tendencia divisoria». Pero las grandes firmas de moda no dudan en subirlas a la pasarela. | Moncler

EL JOYERO GANA TERRENO

La pedrería es habitual en tacones con vocación festiva. Pero hoy se luce, también, en sandalias planas que además de incidir en el deseo de comodidad actual, velan por el frenético ritmo de la vida moderna. En otras palabras: son piezas que funcionan con un traje sastre en la oficina, con unos vaqueros en el brunch del domingo o con un vestido en una fiesta de tiros largos.

DEL BAZAS A LA CIUDAD
Las referencias al exotismo árabe no son noticias nuevas en las colecciones de verano: es una estética que se presta a los códigos relajados propios de esta estación. Pero esta vez los diseñadores huyen del cliché para dar forma a piezas menos evidentes y más sofisticadas que encajan mejor en un vestidor urbano. Al caso: el bolso Bazar de Balenciaga y las babuchas Melrose de Pepe Jeans London (igual de elegantes, pero sin la rigidez de un zapato oxford).

© Pepe Jeans

SOUVENIR ORIENTAL

Viajar a paraísos exóticos es una fórmula recurrente para los diseñadores en busca de inspiración. Pero si el año pasado fue Cuba, esta vez el destino estrella es Asia. Hemos visto alusiones en los cuellos mao de Prada y en los ricos bordados de Gucci y Dries van Noten. Pero es en el calzado, que toma como referencia las tradicionales sandalias zori de las geishas, donde el país del sol naciente deja huella.

Prada, acostumbrada a ser la primera en adentrarse en nuevos territorios, encabeza el periplo oriental de esta temporada. | PRADA

TREPAR POR EL ASFALTO

La impronta del athleisure va más allá de la sudadera y el pantalón de chándal. Las sandalias de montaña (inspiradas en las de trekking) son las últimas abanderadas de esta estética que bebe del deporte pero piensa en la calle. Una tendencia, convertida más bien en un estilo de vida, que para Donatella Versace se mueve al hilo feminista. "Tiene que ver con la libertad de la mujer: libertad para moverse, ser activa, tener ideas… Para llegar donde se proponga", dice la diseñadora.

Ver 15 fotos

 

Tags:

moda