nyshoppers / INSTAGRAM

Sácale partido a tu armario (en 4 pasos)

¿Tus fructíferas sesiones de rebajas han convertido tu armario en un caos? ¿No cabe ni un alfiler? ¿Nunca encuentras lo que buscas? ¿Está todo apretujado y arrugado? Percentil.com, la tienda online de ropa casi nueva para mujer y niños nos aconseja sobre cómo optimizar el espacio y gestionar mejor nuestro armario.

C. Ávila | Woman.es

1. Rentabiliza las “prendas olvidadas”. Todas tenemos prendas que compramos por si… y llevan años esperando su momento, o pantalones que (aunque nos cueste admitirlo) ya no nos valen y jamás volverán a hacerlo. Hay que armarse de decisión y deshacerse de ellos. Sacarles algo de rentabilidad hará que el trance sea más fácil. Para ello, se puede apostar por su venta en el mercado de segunda mano, a través de plataformas como Percentil.com, una práctica que permite ganar dinero y a la vez reciclar la ropa y darle una segunda vida. Otra de las opciones más extendidas es el intercambio de prendas en ‘mercadillos caseros’ en los que un grupo de familiares, amigos o conocidos intercambia la ropa que ya no usa pero que puede interesar a otro.

2. Apuesta por una buena distribución. Generalmente sólo se utiliza un 20% del total de prendas que hay en un armario. ¿Por qué? Porque es la que está a la vista. Por tanto, para conseguir la optimización del espacio, hay que organizarlo para que se pueda ver toda la ropa de un solo vistazo. Algunas sugerencias:

* Los jerséis y camisetas tienen mejor cabida en las baldas, mientras que los cajones son ideales para las prendas pequeñas (ropa interior o cinturones).

* Las prendas colgadas en perchas, mejor de una en una y atendiendo a la tipología porque no todas son aptas para cualquier prenda. Por ejemplo, las antideslizantes y de poca altura son las más indicadas para pantalones; para las faldas lo ideal son perchas con pinzas forradas por dentro; los tejidos de hilo o seda es mejor colgarlos en perchas acolchadas y aquellas con hombreras son las mejores para no deformar las chaquetas.

* Asimismo, es recomendable clasificar las prendas y subdividirlas por colores. De esta forma, será mucho más fácil encontrar una prenda sin necesidad de revolverlo todo y saber cuánta ropa tenemos de cada tipo para así plantear nuevas adquisiciones.

3. Reutiliza prendas de otras temporadas. Antes de iniciar la compra de ropa para la nueva temporada, es aconsejable revisar las que tenemos de temporadas anteriores, ver cuáles podemos volver a usar y colocarlas en nuestro armario. Dedícales un lugar especial a las prendas de fondo de armario (vaqueros, pantalones negros, trench, cazadoras denim o de cuero, camisetas y blusas blancas o negras), porque no tendrás que moverlas aunque cambien las temporadas.  

4. Revisar las prendas antes de guardarlas. Es aconsejable hacer una revisión de las prendas a guardar, para ver si necesitan un repaso de costura o una visita a la tintorería, para así recogerlas impecables y evitar sorpresas y posibles deterioros justo cuando te las quieras poner.