Cate Blanchett, reina absoluta del Festival de cine de Venecia. | Gtres

Cate Blanchett, reina absoluta del glamour en Venecia, ha puesto el broche de oro al festival con un colorido vestido que vas a amar nada más verlo

La actriz ha cerrado la Biennale por todo lo alto. 

María Aguirre | Woman.es

Se cierra la 48º edición de la Biennale y toca hacer balance. En este caso no lo vamos a hacer en base al cine, sino a la moda. Porque, si una echa la vista atrás a lo que ha sucedido en Venecia en los últimos días, comprobará que todo el glamour ha estado concentrado en sus calles.

Nieves Álvarez, Ester Expósito, Mina El Hammani y Maggie Civantos han dejado el pabellón de la representación española bien alto con cada uno de sus estilismos, del mismo modo que nos han sido inspiradoras las elecciones de Arizona Muse, Taylor Hill y Ludovica Valli, entre otras, pero si algo nos ha dejado el Festival este año es la constatación de que Cate Blanchett es absolutamente insuperable en lo que a elegancia se refiere. No es algo que no supiéramos, de hecho lo teníamos bastante claro, pero en su papel como presidenta del jurado ha corroborado el hecho de que en el firmamento de Hollywood estrellas como ella hay muy pocas.

Lo vimos en su primera aparición en la ciudad de los canales que ni siquiera era sobre la alfombra roja y al desfilar sobre esta en cada una de las premiéres ha dado en el blanco con todos y cada uno de sus looks. Desde el diseño de lentejuelas con el que paseó por la primera de las red carpets hasta el Alexander McQueen que escogió otra de las jornadas, pasando por el vestidazo negro que recuperó de su armario -lo había lucido en un estreno en 2015- o la espectacular creación en blanco que dejó a todos sin palabras cuando entregó el León de Oro honorífico a la directora Ann Lui. 

Y, como era de esperar, su último look en calidad de máxima autoridad del certamen se ha superado. 

Cate Blanchett en la gala de clausura del Festival de Venecia | Gtres

Cate Blanchett ha puesto el broche de oro en la gala de clausura con un diseño multicolor que es una auténtica maravilla. Un diseño de Armani Privé que consta de un vestido compuesto por una parte superior tipo corsé en color rojo y la zona de falda de silueta sirena en negro, sobre el que aparece una impresionante capa de tul negra con bordados en diferentes tonos que recuerda al dibujo del pelaje de los pavos reales. 

Melena suelta peinada de manera natural con raya a un lado y maquillaje con un maquillaje ahumado muy suave completan este look con que la actriz dice adiós a una edición que ya es historia. 

Relacionados