CORDON

El empoderamiento femenino protagonizado por Victoria Beckham en la NYFW

Sus diseños creados para una mujer cosmopolita y con personalidad han vuelto a cosechar muy buena crítica, incluida la de su inseparable familia. 

Andrea Sicilia | Woman.es

Una temporada más, el desfile de Victoria Beckham ha sido uno de los más separados en el marco de la New York Fashion Week. Su éxito como diseñadora está más que demostrado y su respetable nombre continúa siendo uno de los más sonados en esta exclusiva industria. La protagonista se ha inspirado, en esta ocasión, en su origen británico y en el poder de la mujer para crear diseños imprescindibles y básicos. 

Los diseños más vistos de su desfile han sido el icónico tartán y el punto grueso. Ahora bien, el toque novedoso residía en su propia experiencia internacional que se hacía presente en diseños más ligeros como faldas de gasa que conjuntaban, casi sin buscarlo, con chaquetas de franela. 

Entre las joyas de su colección otoño-invierno 2017/2018 destaca un vestido rojo, con cuello y largo hasta la pantorilla que fue originalmente combinado con unas botas altas de cuña. "Creo que llevo muchísimos años hablando del empoderamiento de la mujer, pero nunca ha sido tan necesario como ahora, con lo que está pasando en el mundo", aseguró la diseñadora sobre el punto de inflexión sobre el que ha desarrollado estas nuevas creaciones.

Ver 34 fotos

También este desfile ha sido novedoso por ser la primera vez en la que se aprecia una llamativa reminiscencia al mundo del arte. Victoria Beckham ha apostado por reinterpretar las famosas pinturas de Paul Nash, que están expuestas en la Tate Britain de Londres.

Una vez más la familia Beckham no faltó y volvieron a ser el centro de todas las miradas en el front row. David, Brooklyn, Cruz, Romeo y Harper aplaudieron orgullosos a Victoria por su exitoso desfile, al que también acudieron grandes personalidades como Anna Wintour, Miroslava Duma y Grace Coddington. 

Ver 12 fotos