Ariana Grande con vestido de novia de Vera Wang. | Instagram @arianagrande

El vestido de novia de Ariana Grande con guiño a Audrey Hepburn incluido

Por fin conocemos todos los detalles de la boda entre Ariana Grande y Dalton Gomez. ¿Lo mejor? El espectacular diseño columna de Vera Wang con el que la artista pronunció "sí, quiero".

María Aguirre

El pasado 15 de mayo Ariana Grande y Dalton Gomez celebraban una boda íntima que llevaron con suma discreción. Un enlace que del que los protagonistas aún no habían dicho nada y del que pocos detalles habían trascendido por el ahora más allá de que había tenido lugar en la casa en la que residen en Montecito, mismo lugar en el que viven Meghan Markle y el príncipe Harry, y de que habían sido solo veinte las personas entre familiares y amigos que les habían acompañado en este día tan especial. 

No habían confirmado nada y ni siquiera se había hecho pública ninguna imagen de este enlace que, según contaron fuentes cercanas a la revista 'People', "fue en una habitación feliz y llena de amor. La pareja y ambas familias no podrían estar más felices".

Pero por fin ha llegado la hora en la que ha sido la propia artista quien ha querido compartir con sus seguidores algunas de las fotografías de esta jornada imaginamos tan especial para ella y su ya marido, Dalton. 

Gracias a ellas hemos podido descubrir no solo la decoración a base de flores y velas escogida para la ocasión sino lo más esperado: el look de la novia. Su elección fue un vestido de columna de corte imperio de charmeuse de seda blanco lirio personalizado acentuado con un escote esculpido, un cierre de tirante de sujetador a la mitad que dejaba parte de la espalda hundida y una gran abertura en la parte trasera que escondía un guiño a una de las musas de Ariana Grande, Audrey Hepburn. Y es que para coronar su corto velo burbuja, la autora de '7 rings' quiso optar por un lazo satinado en la parte superior, al igual que el que la actriz lució en la película 'Una cara con ángel' en 1957.

Tras esta obra se encuentra Vera Wang, responsable también de ya icónicos diseños nupciales como los de Jennifer Aniston en su enlace con Brad Pitt o Jennifer Lopez en su boda con Marc Anthony. La famosa creadora lo ideó todo junto a la Grande y su estilista Mimi Cutrell hasta dar con lo que buscaba. 

Al parecer, la diseñadora le prometió a la cantante en una gala del MET hace unos años quien se encargaría de crear su vestido de novia cuando llegase el momento. Y así ha sido, la joven se puso en manos de Vera para esta jornada tan importante en su vida. "Una musa verdaderamente mágica, qué viaje tan increíble ha sido este para todos nosotros en Vera Wang. ¡Una alegría y un honor!", escribió la modista en sus redes sociales junto a las instantáneas del gran momento. 

Unos pendientes de Lorraine Schwartz a base de perlas y diamantes en forma de lágrima creados para la ocasión -uno del derecho y el otro del revés como recordatorio de la estética que lucía cuando su época 'Sweetener'- ejercían de complementos junto con su anillo de compromiso, los cuales brillaron aún más gracias al semirecogido pulido que escogió como peinado con el que liberaba parte de su melena suelta con ondas muy suaves y dejaba el rostro despejado.

Como maquillaje, una apuesta por tonos rosados en las mejillas y los párpados de una manera suave para centrar todo el protagonismo en los ojos gracias a unas cejas muy marcadas, unas pestañas cargadas de densidad y un eyeliner alado que suele ser característico de Ariana Grande. 

Una combinación muy personal entre lo clásico y lo contemporáneo en la que entraban también unos altísimos zapatos con plataforma de Giuseppe Zanotti.