Shutterstock.

¿Existe un protocolo para la ceremonia en las bodas gay?

¿Entro yo primero? ¿Vamos los dos juntos? ¿Madrina o padrino? Son muchas las dudas que se plantean en las bodas gay en cuanto a cómo organizar la ceremonia. ¿Es tu caso? No te pierdas este artículo. Descubrirás todo lo que quieres saber... ¡y mucho más!

Rut Abadía | Bodas.net

Una boda es una boda, pero el protocolo de las ceremonias gay es relativamente nuevo y puede generar dudas entre los futuros contrayentes.Y es que el matrimonio entre parejas del mismo sexo se legalizó en el año 2005, por lo que se puede decir que no existe un protocolo como tal para este tipo de ceremonias. Esto permite personalizarlas al máximo, al tiempo que se crean nuevas tradiciones y rituales con los que los novios se sienten identificados. En cualquier caso, es importante definir cómo será la entrega y el encuentro de los novios frente al oficiante.

Habitualmente lo que se hace es adaptar los rituales y la etiqueta de las bodas heterosexuales al nuevo entorno gay. Las madrinas y los padrinos entran con los novios por separado, acompañados por su pareja y, normalmente, entra primero el cónyuge de mayor edad.

Shutterstock.

La llegada al altar

Muchas parejas gay que van a contraer matrimonio también optan por encontrarse a solas unos minutos antes de la ceremonia, para acercarse luego juntos al lugar donde estén los invitados y saludarlos personalmente.

Tradicionalmente, en las bodas heteros, el novio espera a la novia en el altar. Pero cuando se trata de una boda entre personas del mismo sexo, una de ellas puede elegir ser la que espera a la otra en el lugar de la ceremonia, o bien pueden decidir caminar juntos hacia el altar. Otra opción es formar dos pasillos que vayan hacia el altar, y que cada uno de los contrayentes camine por uno de ellos al mismo tiempo, acompañados de una persona cercana.

Al igual que en cualquier otro tipo de boda, el vestuario de los novios debe ir acorde al tipo de enlace. Así, si este se va a celebrar en el campo o la playa, los trajes pueden ser más informales que si el lugar elegido es un entorno elegante y formal, como los jardines de un hotel de gran categoría. Aun así, lo más habitual sigue siendo el traje oscuro para los hombres y el vestido blanco para las mujeres, aunque todo dependerá de cómo se sientan más cómodos los contrayentes y de lo que consideren mejor para su boda. Y es que si algo tienen claro los novios y novias del siglo XXI, es que las tradiciones están para romperlas.

Las bodas entre personas del mismo sexo también presentan situaciones nuevas en las que hay que decidir cómo actuar. ¿Quién “entrega” a la novia si son dos? ¿Puede haber dos madrinas o dos padrinos? La etiqueta de cualquier acontecimiento es siempre flexible y debe adaptarse a las circunstancias especiales del evento. Cada pareja debe crear la ceremonia con la que se sienta más identificada y les vaya a hacer más felices.

Shutterstock.

Madrinas, padrinos y damas de honor

En cuanto al séquito nupcial, la libertad es absoluta. Si la boda es entre dos chicas, pueden hacerse acompañar de varias damas de honor y varios padrinos. También se puede prescindir de ellos si os vais a sentir más cómodas.

En cuanto a las fórmulas tradicionales de la ceremonia, a menos que se celebre ante un juez, en las ceremonias privadas los novios pueden redactar a su gusto las frases que quieren que pronuncie el oficiante. “Yo os declaro marido y marido” puede resultar algo demasiado frío para muchas parejas, así que algunos novios optan por utilizar fórmulas como “compañeros para toda la vida”, o escribir sus propios votos de acuerdo con sus creencias.

Shutterstock.

Entre los novios gay existe cada vez más la tendencia de prescindir de los anillos y sustituirlos por otro tipo de joya, como, por ejemplo, relojes de lujo. Es una moda 'millennial' muy extendida entre parejas masculinas. Aun así, las alianzas siguen siendo protagonistas en la mayoría de enlaces nupciales, y simplemente la pareja decide quién es el primero o primera en ponerle el anillo al otro durante la ceremonia. Todo se acuerda y se consensua siguiendo los dictados del corazón. En ese aspecto, las cosas no cambian.

Quizás también te interese:

Todos los vestidos de novia que buscas.

Trajes de novio en todos los estilos. 

Los más increíbles vestidos de madrina.