Fotografía: Blanca Elecé.

Elige el peinado de novia según tu tipo de cabello

A la hora de elegir los peinados para bodas que más nos favorecen hay que tener en cuenta nuestro tipo de cabello para evitar cometer una gran equivocación. Hay peinados que, sencillamente, no pueden hacerse con según qué tipo de cabello, mientras que otros pueden deshacerse a la primera de cambio. Lo más importante es buscar estilos que combinen con los vestidos de novia y que respeten nuestra belleza natural, sacándole todo el partido posible. ¡Sin olvidarse de los accesorios que pueden incrementar todo su esplendor y que también resultan de gran ayuda para mantener el peinado en su sitio!

Rut Abadía | Bodas.net

En esta pequeña guía te damos algunos consejos que te serán útiles, pero lo más apropiado es que consultes con un buen profesional, quién te sabrá asesorar adecuadamente sobre las distintas opciones en peinados existentes y cual puede resultar más favorecedora en tu caso. En el portal de Bodas.net encontrarás numerosas propuestas repartidas por todo el territorio nacional.

Fotografía: Amalgama Fotografía.

Cabello liso y fino

Tienes un precioso cabello liso y fino como la seda, brillante y luminoso. Sin embargo, es muy posible que tu tipo de pelo no soporte un recogido por mucha laca que le pongan. El truco es no luchar contra la textura natural del cabello. Un moño apretado y bien hecho te dará un look clásico y elegante sin que tengas de preocuparte de ir retocándolo a lo largo del día. Si quieres darle volumen al cabello, los cardados y ahuecados te favorecerán y será más fácil llevarlo suelto. Los medios recogidos también te pueden quedar muy bien.

Fotografía: Amalgama Fotografía.

Cabello liso y grueso

Para evitar que se apelmace, lávate el pelo el día anterior y ponte una buena mascarilla nutritiva durante una hora. Cuando tengas la mascarilla puesta, péinalo de la raíz a las puntas para conseguir un brillo uniforme. Un recogido favorecedor para este tipo de cabello son los moños laterales.

Fotografía: Maria Puente.

Pelo corto

Dependiendo de su medida, tendrás más o menos posibilidades de darle un poco de forma. Los peinados informales pueden ser muy chic. Utiliza pasadores o diademas para completar tu look. También existen las extensiones y los postizos si quieres estar diferente ese día, aunque lo natural siempre es más bonito.

Fotografía: Shutterstock.

Media melena ondulada

Si tienes media melena con ondas naturales, un buen truco es dividir el pelo en varios mechones y formar con ellos un moño bajo y trenzado. Si al final de la fiesta te sueltas el pelo, te quedará un ondulado natural muy bonito.

Fotografía: Manuel Peluqueros.

Moños para pelo rizado

Si toda la vida has tenido el pelo rizado, no elijas el día de la boda para alisártelo. Para este tipo de cabello resultan ideales los moños altos. Pide a tu peluquera que te haga un recogido alto, que deje ver tu cabello ensortijado. Antes de ir a peinarte, lávate el pelo y sécalo con un difusor para que se forme mejor el rizo.

Fotografía: Ernesto Naranjo.

Grueso y rizado

Separar el cabello en mechones hace que el pelo grueso y rizado sea más fácil de manejar. Así que divídelo en tres partes y enróllalo para formar tres nudos bajos sobre la nuca. Si los sujetas con un pasador conseguirás un recogido muy chic que aguantará perfectamente todo el día. Un tocado o una diadema serán los complementos perfectos de un peinado

Fotografía: Amalgama Fotografía.

Largo

La ventaja de tener el pelo largo es que la variedad de peinados que puedes hacerte es infinita: recogidos, pelo suelto… Para acertar en tu elección es conveniente que pidas consejo a tu estilista. Ten en cuenta, asimismo, la forma de tu vestido y recuerda que ese día tienes que ser más tú misma que nunca, por lo que decántate por un peinado con el que te sientas realmente cómoda.

Quizás también te interese:

- Los mejores moños para pelo rizado

- Peinados para novias con pelo corto

- Los peinados de boda con pelo suelto más elegantes