Fotografía: The Fotoshop.

6 tips para organizar las mesas de invitados a tu boda

¿Cuñadas que no pueden ni verse? ¿Ex novios que van a coincidir bajo el mismo techo el día de vuestra boda? Gente que viene sola… Como sabemos que organizar las mesas del banquete puede convertirse en un auténtico quebradero de cabeza, te mostramos algunos sencillos consejos que, seguro, os facilitarán al máximo el trabajo.

Rut Abadía | Bodas.net

Pasa lista

Un mes antes de la boda conviene hacer repaso y comprobar que todos los familiares y amigos que confirmaron su asistencia acudirán. También es el momento de preguntar a los remolones y cerrar la lista de invitados. Evitaréis así que queden lugares vacíos durante el banquete y os ahorraréis el dinero de los cubiertos que no vayan a utilizarse. De este modo, aunque en el último momento alguien tenga un contratiempo y no pueda acudir, tendréis la lista bastante actualizada. Eso sí, una semana antes del gran día comunicad los cambios de asistencia al restaurante.

Organizador de mesas

Una vez cerrada la lista de invitados, llega el momento de decidir dónde sentar a cada uno con la ayuda del gestor de invitados de Bodas.net. Los primero que tienes que hacer es darte de alta gratuitamente y, a continuación, añadir la lista de invitados y seguir las instrucciones para organizar las mesas del banquete. El programa es muy sencillo y te permite personalizar el salón con mesas de diferentes formas y colocar el número exacto de sillas en cada una de ellas y los nombres de todo el mundo. En cualquier momento podrás realizar los cambios que precises en el planning, así como imprimirlo y descargarlo en pdf para que te resulte más cómodo.

Fotografía: Pedro Zamorano.

Los familiares primero

A la hora de organizar las mesas, lo más frecuente y práctico es, en primer lugar, ubicar a los familiares más cercanos, teniendo en cuenta que en la mesa presidencial suelen sentarse los novios y los padrinos. A continuación llega el turno de los amigos y, por último, el de los invitados menos allegados. Dividir las mesas entre familiares y amigo del novio y de la novia es la mejor opción para que todos se sientan cómodos.

Evita las combinaciones poco ortodoxas

Si algún invitado te queda descolgado y no sabes dónde colocarlo, lo mejor es que lo sitúes en alguna mesa en la que encaje por edad, tipo de trabajo o aficiones con el resto de comensales. Evita las combinaciones aleatorias y extravagantes, como sentar a tu tía soltera con el compañero de trabajo de tu novio. No suelen funcionar.

Fotografía: Serendipity

Mesa de niños

Se trata de una excelente idea tanto para los padres como para los hijos, pues los primeros podrán disfrutar del banquete sin tener que preocuparse de los niños, mientras que los peques se lo pasarán en grande entre ellos, ya que no tienen problemas para socializar con gente de su edad aunque no se conozcan de nada. Si hay niños muy pequeños, lo ideal es contratar a alguien que se ocupe de ellos, ayudándoles a comer si fuera necesario y, una vez acabada la comida o la cena, entreteniéndoles.

Tipos de mesa

En salones y restaurantes lo ideal son las mesas redondas, con capacidad para unos 12 comensales como máximo, perfectas para charlar con las personas que se tiene sentadas cerca. Si vas a celebrar la boda al aire libre, con más espacio, las mesas rectangulares también resultan muy cómodas.

Quizás también te pueda interesar:

- Organiza las mesas de tu boda

- Trucos para tu seating plan 

Tags:

bodas