Fotografía: Shutterstock.

10 vestidos de fiesta en tallas grandes

Llevar una talla 44 o incluso mayor no es un problema si te han invitado a una boda este año, pues las principales firmas del sector se esfuerzan por diseñar modelos que harán que seas la envidia del resto de invitadas al enlace. Vestidos amplios y cómodos, dos piezas, trajes pantalón, vestidos largos... Y si ninguna amiga se casa en breve, puedes ponértelo para acudir a cualquier fiesta y estar igualmente radiante. En el portal de Bodas.net encontrarás propuestas para todos los estilos.

Rut Abadía | Bodas.net

Lentejuelas

La lluvia de lentejuelas sobre tejidos vaporosos, como gasa o tul, queda muy elegante en vestidos rectos y anchos, mejor cortos. Si los combinas con un zapato de tacón alto y un color que contraste conseguirás el look de elegancia y frescura que estás buscando. ¡Y no te olvides de joyas discretas en tonos plata!

Fotografía: David's Bridal.

Corte lateral en la falda

Los vestidos largos o semi largos con un corte lateral en la falda que deje ver la pierna crean un efecto asimétrico que estiliza y alarga la figura. Es un diseño que puedes llevar en colores brillantes, estampados o con rayas. Tanto si lleva escote como si no, te sentirás sexy y elegante. Ponte un zapato de tacón ancho o unos botines para crear un efecto aún más extremado.

Dos piezas

Busca piezas de buen corte y combínalas según tu estilo: blusas anchas y con transparencias, faldas largas o cortas, pantalones... Telas vaporosas y ligeras que se superponen para crear un efecto visual geométrico y con volumen. Unas medias originales y los complementos adecuados (sin pasarse) te harán sentirte la reina de la fiesta.

Fotografía: El Corte Inglés.

Encaje

Los vestidos de encaje sobre raso seguirán marcando tendencia este año. En colores oscuros, con apliques de brillantes o perlas, quedan muy elegantes con media manga, tanto en corto como en largo. Este tipo de piezas destaca además por su gran versatilidad, ya que resultan Ideales para acudir a una boda de día o de tarde, y el encaje consigue un efecto elegante que permite que te puedas poner indistintamente el vestido en una fiesta de etiqueta o en un evento más informal.

Escote en la espalda

Los vestidos rectos y anchos con la espalda al descubierto te darán el toque formal y sexy que tanto te gusta. Si además te haces un recogido, el escote de la espalda llamará mucho más la atención. No te olvides que las mangas anchas son tendencia y que crean un bonito contraste con el corte del vestido.

Fotografía: Couchel.

Cortes clásicos

Como decía Coco Chanel, “menos es más”. Los cortes sencillos y rectos son más que suficientes para crear un vestido de noche elegantísimo, siempre que se elija la tela adecuada: sedas con hilos plateados, gasas estampadas, encajes transparentes... Los diseños que definen la cintura crean un efecto adelgazante, al tiempo que estilizan la silueta.

Estilo japonés

El estilo japonés llega con fuerza: tejidos con estampados florales, cuerpos cruzados tipo kimono en falda o pantalón, en telas brillantes y con mucha caída. Prácticamente no necesitarás añadir ningún complemento para sentir que eres la mejor vestida de la fiesta. Si cuidas el peinado y el maquillaje, triunfarás seguro.

Fotografía: David's Bridal.

Glamour y elegancia

Decántate por escotes palabra de honor o asimétricos en vestidos largos con telas vaporosas y con buena caída, ya que crean una línea estilizada y elegante. Los que incorporan cinturón consiguen que se marque la silueta, mientras que los plisados verticales crean un efecto adelgazante. Elige tonos claros, violetas, rosas o amarillos pastel.

Estilo hippie

Tejidos naturales –algodón blanco o teñido– combinados con collares de abalorios, flores o adornos de cuero te darán el toque boho que estás deseando llevar desde que te invitaron a esa boda. Ve con el pelo suelto o hazte un recogido informal. Prueba a combinar el vestido con sandalias o botines.

Fotografía: Isabel Campos.

Alegría

Los vestidos que simulan ser dos piezas, combinan diferentes tejidos –lisos o estampados– y tienen falda corta son divertidos y cómodos. La cinturilla queda sobre la cadera, creando un bonito vuelo en la falda. Combínalos con complementos pequeños y discretos, así como con zapatos de tacón alto.

Quizás también te interese:

Elige entre todos los vestidos de fiesta

- Vestidos de fiesta 2017: lo último para ir de boda

- Los vestidos de fiesta premamá más bonitos

Relacionados