GETTY

Hannibal Laguna, estudio sobre dorado

Música de cuento, tejidos envolventes y el dorado como telón de fondo han sido las constantes en el desfile de Hannibal Laguna.

Olga Tamarit | Woman.es

Sin sorpresas, con ritmo pausado y dramatismo cinematográfico, así ha transcurrido el cuarto desfile de la primera jornada de la semana de la moda madrileña.

Hannibal Laguna realizó un guiño a los cortes clásicos de inspiración medieval; gasas, cuerpos de cortes bustier que se ceñían al talle dejando la espalda al descubierto. Todo regado con champán. De hecho, el color dorado fue una constante en un desfile pausado, donde el venezolano no defraudó, pero tampoco sorprendió.

Lazadas en la espalda y escotes halter daban paso a las tonalidades negras donde los tonos dorados seguían siendo el hilo conductor de la colección. Los complementos, carteras y bolsos saco muy discretos, dejaban todo el protagonismo a cuellos profusamente decorados, con diminutos cristales tejidos. Rompieron la tónica tejidos brocados en pantalones de corte 'sartorial' y chaquetas asimétricas que coqueteaban con el origami.

La melena falseada de las modelos evocaban a Grace Kelly en su época de Hollywood o a la protagonista de una novela negra, una 'femme fatale' pulcra y precisa como un bisturí.

Perfección sin riesgo, pero ¿acaso Hannibal Laguna lo necesita?

Ver 6 fotos