D.R.

El 30% de los divorcios se produce en septiembre, ¿cómo afectará a esa cifra la cuarentena?

Pasar tanto tiempo juntos va a poner a prueba las relaciones. La experta da pautas para superarlo.

Carlos A. Mendía | Woman.es

El 30% de los divorcios se produce en septiembre. La relación con las vacaciones es obvia: cuanto más tiempo juntos, mayor es el riesgo de conflictos. Según esa lógica, la cuarentena por el coronavirus podría multiplicar las separaciones. De hecho, algunas ciudades de China están registrando un número inusitado de peticiones de divorcio vía telefónica o digital. De modo que las relaciones también van a necesitar un protocolo de prevención contra la enfermedad. Isabel Serrano, directora del gabinete de psicología enpositivoSÍ y especialista en parejas, nos dice cómo afrontar el riesgo.

- ¿Es posible encontrar pareja en cuarentena?

- Historias reales de cómo se vive en pareja durante la cuarentena

¿Las relaciones van a pasar una prueba de estrés?

Sin duda. La cuarentena amenaza a las parejas. Pasar tanto tiempo juntos, relacionándonos constantemente e intentando ocupar cada hora del día con todo tipo de actividades nos va a llegar a agobiar. Los seres humanos necesitamos tanto estar activos y juntos como estar inactivos y separados. Hablaba con una paciente que tiene hijas y que estaba haciendo cosas con ellas todo el tiempo. Le he dicho que si seguía así, acabaría fatal. Está bien que organice las actividades de las niñas, pero también debe planear los ratos en los que ellas estén solas, sin hacer nada, pensando en sus cosas, en su propio espacio. Las parejas deberían funcionar igual.

¿Cómo evitar los conflictos?

Depende de la etapa que viva la pareja. Si están en una fase inicial en la que es estupendo estar todo el tiempo pegados, los riesgos se reducen. Por el contrario, las parejas que ya tienen un recorrido común y que han desarrollado sus propios espacios como parte natural de la convivencia, deberían cuidar mucho más esa autonomía. Primero, preservando un tiempo y una habitación para estar a solas, sin intromisiones. Después, haciendo tareas domésticas por separado. Por ejemplo, tú te ocupas de la cocina y yo de los niños; luego tú te ocupas de revisar las facturas y yo ordeno el armario.

Entonces, lo mejor es estar en contacto lo justo…

Hay que estar en contacto lo que nos apetezca a los dos. Se trata de negociar entendiendo lo que el otro necesita. Por eso también es importante respetar los tiempos y los horarios de tu pareja: démonos libertad para ir un poco a nuestro ritmo. Si uno quiere dictar lo que hay que hacer y cuándo, será muy fácil que se activen los conflictos. Una pareja sana debería saber acordar esas pautas. Por supuesto, también hay que preservar un tiempo para nosotros sin los hijos: que ellos se queden en la habitación para que nosotros podamos ver una película tranquilos o charlar un rato.

¿Y las parejas que pasen por dificultades?

En septiembre aumentan los divorcios no porque hayan tenido un mal verano de convivencia, sino porque existe un problema todo el año y explota cuando pasan más tiempo juntos por las vacaciones. La cuarentena va a multiplicar esa reacción. Se activarán las luchas de poder, habrá choques por la división de tareas, por los tiempos para realizarlas… La casa se convertirá en un Gran Hermano. Las parejas que tienen un tipo de relación ‘ni contigo ni sin ti’ también lo tienen mal porque van a tender a agrandar mucho las diferencias y a reducir lo que les une. Por ejemplo, quien tenga una personalidad más dependiente querrá explotar ese tiempo juntos, sin embargo el otro se sentirá agobiado y si reclama más espacio, el primero creerá que es un ataque personal.

¿No hay esperanza para ellos?

La hay si aprovechan el contexto para hablar y aprender juntos a resolver el problema de base. Lo ideal sería que procesaran los conflictos: te escucho, percibo mis sentimientos, me doy cuenta de que mis sentimientos son respuestas a lo que tú dices pero no es lo que tu dices. Soy capaz de escuchar, de entender que no es un ataque personal y desde ahí, negociar. En mi gabinete de psicología hemos abierto una línea informativa para ayudar con esos problemas de relación durante este periodo de confinamiento. Nos pueden preguntar lo que quieran en este correo: info@enpositivosi.com.