La pareja se casó hace dos años en una ceremonia plagada de 'estrellas'. | TheImageDirect.com / GTRES

¿Por qué Gwyneth Paltrow y su marido, Brad Falchuk, no vivían juntos hasta ahora?

Se casaron en septiembre de 2018.

CARMEN RAYA | WOMAN.ES

Se casaron en una ceremonia a la que acudieron las celebrities más importantes de Hollywood. Algo totalmente entendible y obvio, teniendo en cuenta que Gwyneth Paltrow es una de las actrices más exitosas e importantes de la Meca del Cine (que a nadie se le olvide que tiene un Oscar en su casa, o donde quiera que lo guarde). Sin embargo, su trayectoria amorosa ha sufrido algún que otro altibajo.

Tras mantener una relación de varios años con el actor Brad Pitt, tiempo después Gwyneth volvió a encontrar el amor en los brazos del líder de la banda Coldplay, Chris Martin. Con él se casó y con él tuvo dos hijos, Apple y Moses. Sin embargo, la pareja decidió separar sus caminos en 2016 bajo lo que anunciaron como un 'conscious uncoupling'. Una nueva manera de referirse a una separación y/o divorcio que causó auténtico furor en su día. 

Pero como buena gurú 'lifestyle' que es, Gwyneth no ha dejado de sorprendernos desde entonces. Tras volver a enamorarse del productor de cine y televisión Brad Falchuk, la pareja se dio el 'sí, quiero' en septiembre de 2018 y hasta hoy son felices, comen perdices, pero no vivían juntos. Efectivamente. La pareja decidió que lo mejor era pasar cuatro noches seguidas juntos en casa de la actriz, pero el resto Brad volvería a su casa.

Casi dos años han pasado desde que se convirtieran en marido y mujer y solo ahora han decidido dar el paso de irse a vivir juntos a tiempo completo. "Todos nuestros amigos dicen que la manera en la que vivimos es idílica y que no deberíamos cambiarla", aseguró a 'The Sunday Times', publicación en la que confesó su peculiar decisión matrimonial. Además, también aseguró que su 'coach' aprobaba la manera en la que ambos habían decidido llevar su matrimonio y que eso hacia que tuviese "polaridad".

Criticada por algunos, lo cierto es que algunos psicólogos y terapeutas abogan por un acercamiento progresivo de la pareja cuando ambos tiene que hacer reajustes importantes en su vida tras contraer matrimonio. Tanto Gwyneth como Brad tienen hijos de relaciones anteriores (dos cada uno, para ser exactos) y el hecho de comenzar una vida en común puede ser complicada para todos. Es por eso que, en algunos casos, tomar una decisión así puede ser positivo para todos. 

También hay que tener en cuenta que para ambos era su segundo matrimonio y lo que funcionó (o no) en el primero, no tiene que funcionar para este. Así pues, y aunque pudiese parecer algo excéntrico, Gwyneth y Brad parecían saber muy bien lo que estaba haciendo.

Sea como fuere, la actriz acaba de confesar a otra publicación que están dispuestos a dar el gran paso: "La vida de casada está siendo maravillosa. Y ahora, vamos a mudarnos juntos. Adoro a mi marido, es brillante y profundamente bueno. Él me hace ser mejor en todos los sentidos. Me gusta estar casada. Es divertido". 

Relacionados

-->