Liposucción: fuera grasa localizada

La liposucción es una técnica sencilla que se realiza en una hora, no deja cicatrices visibles y es apata para cualquier persona con un peso normal pero con acumulaciones de grasa. El Dr. Vicente Paloma, cirujano plástico y estético del Centro Médico Teknon Barcelona, aclara falsos mitos.

Susana Fernández

¿Para quién está indicada?
Es un tratamiento para todas aquellas personas que poseen un peso relativamente normal pero que tienen acumulaciones de grasa en áreas localizadas.

¿Cuáles son los últimos avances?
Se ha avanzado mucho en cuanto a la comodidad para el paciente. En muchos casos no es necesario el ingreso en el hospital y en las liposucciones de las zonas de mayor tamaño solo es necesario pasar una noche en el hospital. Otro de los avances más importantes es la práctica eliminación de las cicatrices, pues se sitúan de forma estratégica para que queden escondidas incluso llevando un biquini.

¿En qué consiste?
Se realiza una pequeña incisión por la que se introduce una cánula hueca. En el otro extremo, la cánula se une a una máquina que produce vacío. De esta manera se rompe la grasa y se succiona moviendo la cánula entre los depósitos grasos situados bajo la piel. En los casos de liposucciones en zonas muy localizadas se emplea anestesia local. Solo es necesaria la anestesia general en los casos de liposucciones en grandes superficies.

¿Qué cuidados se requieren tras la intervención?
Tendrás que colocarte, durante unas 3-4 semanas, una faja media o vendaje elástico sobre la zona tratada para controlar la hinchazón y conseguir que la piel se adapte al nuevo contorno. Podrás volver a tu rutina diaria en 2 días, y a las actividades más intensas, en 2-4 semanas.

¿Qué diferencia la liposucción de los tratamientos estéticos?
La liposucción se recomienda en los casos en los que interesa eliminar de forma rápida grandes volúmnes de grasa localizada en regiones muy concretas, como las cartucheras, el abdomen, la cara interna de los muslos y las rodillas. Según el doctor, los tratamientos médico-estéticos están más encaminados a una reducción global del peso o a un mantenimiento del mismo.

Falsos mitos de la Liposucción
El Dr. Vicente Paloma, cirujano plástico y estética y miembro de la SECPRE nos aclara algunos de los equívocos sobre esta técnica:

“Es un tratamiento con riesgo y complicado”.
Falso: “La Liposucción es una cirugía de muy bajo riesgo. El único es el de dejar irregularidades en la piel”.

“Después de la liposucción se puede volver a engordar”.
Falso: “La grasa que se extrae no vuelve a regenerarse. Si el paciente gana peso, el aumento de tejido graso será homogéneo, igual que si no se hubiese operado. Pero si el paciente sigue una dieta sana después de la intervención (que es lo más habitual), la zona intervenida no tiende a engordar de nuevo”.

“Es una intervención que deja cicatrices muy visibles”.
Falso: “Las incisiones por las que introducimos las cánulas miden unos 5 mm de longitud, por lo que las cicatrices resultantes apenas son visibles”.

“Después de la liposucción se tiende a tener flacidez en la piel”.
Falso: “En las pacientes jóvenes y sanas, esto no ocurre nunca. En pacientes de más edad o con problemas de flacidez cutánea es muy importante no hacer liposucciones excesivas, ya que la piel no podrá recuperar su elasticidad original. Por ello es muy importante ponerse siempre en manos de un cirujano plástico experto, que pueda recomendar la mejor técnica según el tipo de piel y la cantidad de grasa que se desea eliminar”.

Dónde
Centro Médico Teknon
Consultorio Vilana (Consulta 181). Calle Vilana, 12 (Barcelona).
Tel. 93 393 31 81