CORDON

Sofia Boutella, la guerrera alienígena de 'Star Trek: Más allá'

De bailarina de Madonna a heroína trekkie, la actriz trabajará junto a Tom Cruise.

Mariló García | Woman.es

¿Es buena o es mala? La primera vez que el personaje de Sofia Boutella aparece en 'Star Trek: Más allá' el espectador se lo pregunta. Su aspecto físico, de primeras, da miedo. El pelo blanco, la cara tatuada, sin cejas, con el iris amarillo. Luce un uniforme de asalto, lleno de correajes y con hombreras, lo que le da un aspecto peligroso, de autosuficiencia. Además, parece que baile, cual felino, cuando se enfrenta a sus enemigos.

En la nueva entrega de la franquicia que relanzó J.J. Abrams y que celebra su 50 aniversario, Sofia Boutella es una guerrera fuerte e independiente, que ha quedado atrapada en un planeta moribundo. Allí llega por accidente Scotty, el ingeniero jefe de la nave Enterprise, interpretado por Simon Pegg, también guionista del filme junto a Doug Jung. La pareja unirá fuerzas para escapar del ataque del malvado Krall (Idris Elba) con el resto de la tripulación.

El director del filme, Justin Li (Fast & Furious), supo que era ella la actriz apropiada para ser la alienígena Jaylah nada más verla. Su personaje, según contó el propio Pegg, se inspira en la Jennifer Lawrence del drama Winter’s Bone. Comenzaron a llamarle J-Law en el rodaje, derivando a Jaylah. Que Boutella no conociese nada de la saga trekkie no fue ningún obstáculo. Se preparó a conciencia durante dos meses, entrenándose en artes marciales, y soportando hasta cuatro horas diarias de maquillaje.

Nacida en Argelia, Sofia Boutella se educó en Francia, tras huir junto a sus padres de la guerra civil que estalló en su país a principios de los 90. Su padre, compositor, y su madre, arquitecta, le inculcaron un estilo de vida, según ella, “nómada” y bohemia, lo que le obligó a no echar raíces en ningún lado. Su pasión por el baile desde pequeña, se fue convirtiendo en una forma de ganarse la vida, especialmente cuando se trasladó a Los Ángeles. En 2006 fue una de las bailarinas del tour Confessions de Madonna y ha aparecido en videoclips de Usher (Hey Daddy) o Michael Jackson (Hollywood Tonight), donde imita al rey del pop.

Su primer contacto con el cine fue de casualidad, cuando acompañó a un amigo a una audición para la comedia musical francesa Le défi (2002), dirigida por la española Blanca Li, y acabó por llevarse ella el papel principal. Continuó bailando, hasta que con 28 decidió retirarse y dedicarse plenamente a la interpretación, desoyendo los consejos de amigos y familiares que la animaban a compaginar ambas hasta que consiguiese algún papel destacable.

Discretas fueron sus apariciones en las secuelas StreetDance 2 (2012) y Monsters: El continente oscuro (2014). Pero donde sí destacó fue en la impactante Kingsman: Servicio secreto (2014) en la que interpreta a Gazelle, una fría asesina con unas llamativas prótesis en las piernas a modo de afilados cuchillos. 'Star Trek: Más allá' pondrá su nombre en boca de todos, pero será el reboot de La Momia, junto a Tom Cruise, el espaldarazo definitivo.

“Me siento afortunada, estoy aprendiendo mucho a su lado”, ha comentado. Para Sofia Boutella está claro que, como en Star Trek, también hay un ‘Más allá’ que no ha hecho más que empezar.

Tags:

estreno

Relacionados