Pilar Castro en los Premios Feroz. | Sergio R Moreno / GTRES

Las reivindicaciones y zascas (suaves) de los Premios Feroz 2021, más allá de Victoria Abril

Los momentos 'imperdibles' de una gala bien avenida.

Clara Hernández

La gala de los Premios Feroz 2021 será recordada por el triunfo de la película 'Las Niñas' y la serie 'Antidisturbios'; por una alfombra roja llena de inspiración, por las restricciones por el Covid-19 y por unos discursos, reivindicaciones y 'zascas' que adquirieron un tono más suave y descafeinado que en ediciones anteriores. Incluso Victoria Abril, que había incendiado las redes en un acto previo a la gala con unas declaraciones negacionistas sobre el Covid (y que tuvo que pedir perdón cuando subió al escenario, aunque solo lo hizo por algunos aspectos) se salvó de la quema. "Y hasta aquí hemos llegado sin hacer un solo chiste de Victoria Abril", exclamó en un momento la presentadora del evento, Pilar Castro, que no volvió a referirse a la ganadora del Goya de Honor de los Feroz en toda la noche.

Sí lo hizo María Guerra, presidenta de la gala, pero con un breve "¡Vaya semanita que nos has dado, Victoria!", que dejó caer después de que la actriz bajara del escenario de recoger su estatuilla. 

Más allá de la actriz de 'Tacones lejanos', que lo cierto es que aumentó la expectación por la ceremonia, estas son las frases, momentos y reivindicaciones que más hemos disfrutado de esta. 

- La recuperación del aplauso para los sanitarios. 
Pilar Castro pidió, al comienzo de la ceremonia, un aplauso para los sanitarios, esa costumbre que durante el confinamiento más extremo se convirtió en uno de nuestros hábitos diarios y que ahora, poco a poco, hemos ido olvidando. Nos gustó... y es merecido. 

- Las mujeres, de "objetos sexuales, a sujetos deseantes". 
Pilar Castro, junto con Asaari Bibag, fue la artífice de uno de los grandes discursos empoderados de la muestra. Celebró que las mujeres que aparecían en las series y películas nominadas de este año tenían "más registros" que antes y que no se limitaban a ser "madres o esposas del protagonista", sino que eran personas fuertes. También se alegraba de que expresaran su deseo sexual con naturalidad, como Vicky Luengo en 'Antidisturbios', y se enrollaran una noche en una discoteca con un chico porque les apetecía, sin más. "Por favor, queremos más series en las que las mujeres se enrollan con tíos buenos en las discotecas y no con señores que nos sacan 50 años", pidió. "¿Dónde voy yo con uno de 100 años, a vacunarlo?".

Premios Feroz 2021: Vicky Luengo. | Daniel Gonzalez / GTRES

- Una lista de nominados y premiados más femenina. 
Era una realidad. Y fue uno de los aspectos que también destacó Pilar Castro, quien sostuvo que ese hecho podía haber sido el causante de que los personajes de mujeres se hubieran comenzado a expresar de otras maneras en la pantalla, y no infantilizadas o naif. 

- Contra el ego desmedido y la actividad en Instagram de algunos actores (con nombres y apellidos).  
Tras asegurar que los actores se creen lo más importantes del mundo y que se consideran "seres de luz" por sus egos "estratosféricos", Pilar Castro bromeó con cómo algunos habían pasado el confinamiento subiendo 'stories' a Instagram donde aparecían declamando a Gloria Fuertes o recitando a García Lorca.  "Ana Milán fue más honesta y no paró de hablar de sí misma", concluyó. 

El equipo de 'Las Niñas' celebra su triunfo en los Premios Feroz 2021. | Daniel Gonzalez / GTRES

- Contra los periodistas: "Cinco años de carrera para preguntar lo que preguntaría mi vecina"
La conductora de la gala arremetió contra los medios por publicar noticias con top absurdos (más aún durante el confinamiento), y a los periodistas por hacer siempre las mismas preguntas insulsas en sus entrevistas. Un consejo: si vas a entrevistar a alguno de ellos, intenta evitar el "¿Cómo es tu personaje?" o "¿de qué va la película?".

- El temor del mundo del cine ante las plataformas de 'streaming'
"Tenéis muy enfadados a los cineastas", espetó la actriz dirigiéndose a las segundas, que tuvieron un papel importante en la gala en el apartado series (de hecho, el último galardón que se entregó fue al de serie dramática y no al de película. ¿Había más expectación en torno a este tipo de ficción?). 

- Victoria Abril: "Pido perdón..."
Ya nos hemos referido a este momento, pero había que ponerlo. "Pido perdón por si en la rueda de prensa he ofendido a los que habéis perdido a vuestros seres queridos por el Covid, os juro que no era mi intención", aseguró la actriz adoptando un tono acongojado mientras lucía un soberbio vestido dorado plisado de escote en pico y mangas abullonadas.

Victoria Abril lee su discurso en los Premios Feroz 2021. | Sergio R Moreno / GTRES

- La bonita presentación de Jorge Sanz a Victoria Abril
Pese a todo, Jorge Sanz dedicó a aquella amiga y compañera que había hecho que "dejara de ser un pipiolo" unas bonitas palabras en las que subrayaba el talento profesional innegable de Victoria y sus virtudes ("es única, insustituible y distinta a todos los demás"), aún reconociendo su talante de "diva". "Hace tiempo que decidió hacer lo que le sale del peine y se ha convertido en una gran diva por una razón: porque puede", afirmó.

- El show ¿incómodo? de Esty Quesada (Soy una pringada)
Siempre resulta delicado que alguien grite ETA, pero en el caso de Esty Quesada, solo causó desconcierto mientras el público trataba de adivinar de qué bando estaba, si es que estaba en alguno. Aseguró, al hilo de 'Patria', que solo los vascos pueden hacer chistes sobre ETA. Más silencio creó en el auditorio su afirmación de que, aunque su madre es vasca, "es una mierda". La acusó de no ocuparse de ella, de ignorar sus problemas y traumas (entre ellos, el bullying). "Como persona que he tenido falta de cariño, he acabado en el mundo de la actuación para llamar la atención, como todos vosotros", terminó. 

- "Cuando una actriz cumple 50, deja de sonar el teléfono; de ellos se dice que están estupendos"
Asaari Bibag pronunció otro de los discursos empoderados de la noche, a la vez que denunciaba la precariedad de la profesión de actor y de los pocos compañeros que, en realidad, pueden vivir de esto.