Malú ha retomado su gira Oxígeno Tour que tuvo que suspender por un accidente. | Rubén Martín

Malú: "No todo el reggaeton tiene letras machistas y cromañonas"

No quiere que la comparen con Beyoncé, pero su show en directo es tan potente... Al ritmo del nuevo 'Oxígeno' celebrará sus 20 años de carrera. Tras su lesión, la cantante se encuentra en plena forma.

Ester Aguado|Woman.es

A ella, lo que le da aire es oír el rugido de su gente al subir a un escenario... Acaba de sacar disco después de un hasta luego a su coaching en 'La Voz' –en la que llevaba seis ediciones–, pero no le hables de nada más que de volver a encontrarse con sus fans.

¿Cómo has retomado su gira tras el percance que sufrió?

Con más fuerzas y ganas que nunca, no podía aguantar ni un minuto más sin subirme a un escenario y reencontrarme con el público.

¿Estás totalmente recuperada?

Ya al 100%, lista para saltar y bailar en el escenario.

Se cumplen dos décadas desde que debutaste con 'Aprendiz'... ¿qué has aprendido desde entonces?

¡Qué no habré aprendido! De lo que estoy más orgullosa es de saber parar. Así he podido crear un trabajo auténtico, ha sido un exorcismo.

Y ahora lo llevas de gira por España. ¿Sientes miedo escénico tras dos años componiendo, sin actuar?

No, lo que tengo son unas ganas de empezar... porque yo no sé vivir sin directo, es mi mejor terapia. He invertido mi vida en los conciertos. Pero es verdad que cuando estás grabando, rezas para que la gente no se olvide de ti.

¿'Oxígeno' lo creaste para explotarlo en un gran tour?

No, lo hice para sentirme a gusto, para sacar lo que llevaba dentro y contarlo de una forma más real: soy vulnerable, pequeña, tengo miedo, pero si hay que salir adelante y pelear, ahí estaré.

¿María Lucía es distinta de Malú?

Después de tantos años juntas, ya somos la misma (risas). Quizá Malú sea más peleona y María Lucía más vulnerable, insegura, con sus fantasmitas por ahí... A Malú no hay quien la toque cuando se sube a un escenario y a María Lucía le gusta que la mimen cuando se queda en casa... Yo puedo parecer seria, incluso antipática por mis facciones tan duras, pero luego soy mucho más simpática de cerca. Eso creo (risas).

¿Te preparas para las giras?

Trato de hacer más trabajo cardiovascular para mantener el fondo, porque yo me suelo volver bastante loca en el escenario... aunque la adrenalina hace mucho. Como normal, de todo, pero el día del concierto, desayuno fuerte y ya no como para sentirme más ligera durante el show.

¿Te molesta que se fijen y critiquen tu vestuario cuando estás de gira?

Si eso es todo lo malo que tienen que decir... cuando te estás dejando la vida, las críticas que te afectan son las que hablan de tu actuación.

En tiempos de reggaeton, de trap, de urban y de tecno... ¿Dónde estás tú?

Hay espacio para todos. Es verdad que las radios apuestan más por otros estilos de música, pero si solo nos alimentáramos de una, nos moriríamos... No tengo complejos. Podría hacerle un guiño a todo.

¿Pero podrías defender esas letras?

Bueno, no todo el reggeaton tiene letras machistas y cromañonas. Está claro que no te vas a encontrar mensajes como los de Sabina, Alejandro Sanz o Pablo Alborán. Pero no vamos a criminalizar...

Como persona solidaria, ¿qué bandera enarbolas con más pasión?

La de los animales, tan indefensos, y la del cáncer de mama: me apasiona esa lucha de todas juntas.

Tags:

malú

Relacionados