IMDb

'Love Actually 2' es la prueba de que el amor verdadero existe

Hay una razón por la que la secuela de 'Love Actually' es el mejor ejemplo de que el amor verdadero existe, y es para siempre. 

Aida Ortega | Woman.es

Desde que se anunció que habrá reencuentro de 'Love Actually', nuestra vida es un poco mejor.

Incluso para una servidora, cuya película más romántica que consigue ver de principio a fin es… Ninguna. A pesar de eso, 'Love Actually' ha conseguido entrar entre mis títulos preferidos, y no preguntéis el por qué, pues no tiene sentido alguno.

via GIPHY

Pero esta película tiene algo que engancha y te hace pensar (durante las 2 horas que dura la cinta) que el amor verdadero existe. Y por si no te queda claro con la declaración de amor más popular del cine hecha con carteles, la segunda parte no dejará lugar a dudas. Varias son las relaciones "imposibles" que se entrelazan en 'Love Actually'. Una de ellas es la de David, el primer ministro británico, y Natalie, su asistente. Ambos conectan desde el primer momento pese a la diferencia de clase que les separa.

Según ha adelantado Emma Freud, directora de Red Nose Day, en su cuenta de Twitter, David y Natalie se han casado, y disfrutan de una vida muy feliz mientras él sigue ocupando su puesto al frente del gobierno de Reno Unido. Y sí, a ella se le sigue cayendo la baba cada vez que sale en una rueda de prensa. Poco importa las dificultades que se interponían entre esta pareja, él no paró hasta volver a encontrarla.

Al menos en el cine, el amor siempre triunfa. 

via GIPHY