Rosalía abraza a su nuevas estatuillas en los Grammy Latinos. | Gabe Ginsberg / GETTY

El curioso discurso de Rosalía en los Grammy Latinos sobre cómo empezó todo

La artista obtuvo cuatro Latin Grammy y se convirtió en la gran ganadora de la noche junto con Alejandro Sanz.

Clara Hernández | Woman.es

Rosalía se subió este jueves por la noche al escenario de la gala de los Grammy Latinos y se hizo el silencio, porque las actuaciones de esta barcelonesa de la que hace tres años apenas habíamos oído hablar tienen la capacidad de transmutar los espacios y el tiempo, aquí y al otro lado del charco.

Y de que los titulares de una de las galas más importantes e internacionales de la música latina abrasen solo con su nombre, como si lo demás ya no tuviera importancia (esta vez, con mayor justificación. ya que la cantante-cantaora se erigió en la gran ganadora de la gala con tres galardones: mejor álbum del año, mejor álbum de pop vocal contemporáneo y mejor diseño por 'El Mal querer').

Rosalía en el escenario Grammy Latinos. | Chris Pizzello / GTRES

El Grammy a mejor ingeniería de grabación también fue al mismo título, subrayando la labor de su productor, El Guincho. Eso, por cierto, en una edición en la que los premios habían suprimido la categoría de 'Flamenco'.

- Todos los significado del look de lunares de Rosalía en los Grammy Latinos.
- Mon Laferte, en los Grammy Latinos: "En Chile matan y violan".

Como ha venido pasando cada vez que Rosalía se acerca a un micrófono para dar las gracias por los galardones, y solo después de asegurar que no se lo esperaba (y, como siempre, parece sincera), el de El Guincho (Pablo Díaz-Reixa), productor y músico canario, a quien suele llamar "mi hermano", fue uno de los primero nombres que pronunció antes de revelar datos curiosos sobre 'El mal querer'. 

"Gracias a El Guincho por hacer 'El mal querer' conmigo, por hacerlo juntos, en una casa, lo hicimos (¡madre mía!), lo hicimos en un piso, con dos ordenadores, una tarjeta de sonido, un micro y ya. Os lo juro por Dios", aseguró Rosalía mirando a su compañero, que antes de conocer a Rosalía no había tenido ningún contacto con el flamenco.

Ya en la alfombra roja, con vestido de lunares de Carolina Herrera, Rosalía había asegurado que no hacían falta muchas cosas "para llevar adelante una idea creativa". Y ella sabía que 'El mal querer' "tenía verdad, estaba hecho sin riesgo". "Como no tenía nada que perder", añadió. 

Look con lunares de Rosalía para la alfombra roja de los Grammy Latinos. | Joe Buglewicz / GETTY

Eso no impidió que el año y medio que duró su creación fuera extenuante, "de dedicar mañana y noche", explicó. 

"Muchas gracias a la gente que apoya mi música, estoy trabajando muy duro para estar a la altura de vuestro cariño", concluyó con un juego de palabras con su tema más exitoso en América, 'Con altura'. 

Pero lo mejor, como viene siendo habitual, sucedió cuando la barcelonesa se subió a las tablas para crear un santuario lírico y oscuro mientras, ella sola, sin ninguna compañía, interpretaba 'A palé', un homenaje a la vida entre 'pallets' y camiones, los que descargaban en la zona industrial de Baix Llobregat donde pasó su infancia, todavía alejada del flamenco (cuando llegó a su profesor de canto solo conocía a Camarón, según ha señalado ella misma.

Brilló con un comienzo estremecedor y, luego, un dramatismo gitano que se aproximaba al olor a cerrado y al carburante de los polígonos. Un viaje que empezó con ese trap y esa electrónica oscura, para luego adentrarse en el reggaeton retromoderno de 'Con altura' y, con él, las coreografías urbanas y colectivas, cada vez más contenidas. 

Para todo ello, Rosalía volvió a lucir uñas-garras joya cubiertas de brillo y pedrería, que cobran nuevas dimensiones en cada nuevo show. También, fajín blanco y body rojo, similar al diseño de Palomo Spain que luce en el vídeo de 'A palé'. Melena larguísima, que menea y apresa con maneras gitanas. Y, por último, esas fundas doradas en algunos de sus dientes que embrujan, no sabemos sin con amor u horror, cada vez que sonríe.   

El otro gran discurso de la noche fue el de Mon Laferte, La cantante chilena, que gano un Grammy Latino a mejor álbum de música alternativa, se había abierto en la alfombra roja el vestido mostrando el pecho desnudo, sobre el que se había escrito la frase: "En Chile torturan, matan y violan". 

MJT/AdMedia / SplashNews.com

Emocionante fue también su recogida del galardón, a la vez que recitaba las frases de un texto llamado 'La Chinganera': "Chile, me dueles por dentro, me sangras por cada vena, me pesa cada cadena, que te aprisiona hasta el centro (...) No detendrán nuestra lucha, hasta que se haga justicia". 

Mira las imágenes de Rosalía en los Grammy Latinos 2019: 

 

Relacionados