GTRES

Así debe ser tu domingo si quieres tener una buena semana

El poner el modo 'encefalograma plano' no vale.

Paola Lei | Woman.es

Para no empezar el lunes con mal pie y peor cara y seguir así el resto de la semana hay que hacer algunas cosas el domingo.

Para empezar, el plan de relax total no funciona si queremos tener una semana tranquila. Poner el cerebro en modo encefalograma plano está bien para una parte del fin de semana, pero no para todos los días. Concretamente, el domingo debe ser un día crucial para prepararse la semana y evitar que el estrés del lunes nos sorprenda y ya vayamos cuesta arriba toda la semana.

La solución es relativamente sencilla y cosiste en dedicar un par de horas del domingo a hacer una lista con las tareas pendientes y escoger tres de ellas para ponerlas en marcha en la semana que empieza. Solo tres.

Este es el método recomendado por Karl McDonnell, CEO de Strayer Education, una empresa privada dedicada a la educación en EEUU.

Cosas que hacer el domingo

1. Piensa en lo que tienes por delante a partir del lunes

Según McDonell no tendrás más claridad mental en ningún otro momento de la semana. Tras descansar sábado y domingo, en un par de horas conseguirás más que si intentas organizarte una vez que te hayas metido en el ritmo vertiginoso de la semana laboral. “A veces es difícil recordar las cosas que tenemos que hacer cuando estamos sumidos en una situación de estrés”, dice el empresario que aclara que para hacer planes de futuro hay que parar y dejar de estar acosado por la tareas urgentes.

2. Haz una lista

Tener claro y en blanco y negro nuestras tareas de la semana nos ayuda a empezar con motivación y con una lista clara de prioridades que enfrentaremos descansados y con una visión más amplia que si nos dedicamos a ir apagando los fuegos que vamos encontrando en el camino. Y hay que hacer ese ejercicio el domingo porque si lo hiciéramos el viernes por la tarde para el lunes ya lo habríamos olvidado todo.

3. Cúmplela a rajatabla

Una última cosa, intenta cumplir lo que pones en la lista. Lo que planificas el domingo debe ser sagrado.

¡Feliz semana!