La escritora Sonia Díez, autora de ¡EducACCIÓN! 10 acciones para el cambio que nuestros hijos merecen y necesitan.   | LUIS MALIBRAN

El desfase del sistema educativo actual, ¿cómo podemos solucionarlo?

El libro ‘EducAcción’, de Sonia Díez cuestiona el sistema educativo actual y propone 10 acciones de cambio para que se adecue al mundo que les toca vivir a los menores de hoy.

Paka Díaz | Woman.es

Activista educativa, escritora y madre, según se describe ella misma, Sonia Díez es además fundadora y promotora de centros educativos. El último, Wakana, es un espacio natural en la Sierra de Cádiz, en el Parque Natural de Los Alcornocales, que creó con su hija, Julia Catalán en 2016. “Surgió por pura serendipia. Me perdí -literalmente- con el coche un día que estaba profundamente triste y aparecí allí. Me senté a meditar, me dejé acoger por su maravillosa y cálida energía y pensé cuántas personas podrían encontrar ese mismo consuelo y regalo que yo estaba recibiendo…”, explica, “somos naturaleza y sólo con ella podremos encontrar nuestra verdadera esencia. Además es un inmenso campo de juegos y oportunidades para hacer este camino de aprendizajes”. Hoy Wakana es un espacio para que urbanitas de todas las edades conecten con la naturaleza. Sin embargo, su proyecto más personal es ‘EducAcción’, un libro en el que propone 10 acciones para el cambio que considera fundamentales para que el sistema de educación actual se adecue al mundo que les toca vivir a los menores de hoy. Sonia Díez cree necesario y posible un nuevo paradigma educativo basado en el aprendizaje (al revés que el actual, basado en la enseñanza), cuyo eje fundamental sea el bienestar del niño y sus necesidades.

Escritora, activista y empresaria educativa... ¿cómo te defines tú?

Como una apasionada aprendiza de la actividad más bonita que tenemos encomendada como seres humanos: Educar. Educar es acompañar; educar es tener ese privilegio.

Eres fundadora y promotora de centros educativos y una destacada conferenciante sobre temas educativos, ¿por qué decidiste escribir ‘EducAcción’?

‘EducAcción’ es un libro que nace del amor y del dolor. Amor a los niños y al futuro de la maravillosa misión que no ya como docente sino como sociedad tenemos encomendada: educar. Y el dolor al ver que incumplimos la promesa de que, pasando por las 16.000 horas que su educación obligatoria impone, serán más felices y estarán más preparados para heredar el mundo que les tocará vivir.

España es el segundo país de la Unión Europea en tasa de abandono escolar, con un 18,3% en 2018. Si te pido un breve balance del sistema educativo español, ¿qué me dirías?

Es un sistema inmóvil y por tanto, corrupto. Se ha corrompido por el miedo a actuar, a cambiar las cosas. Un sistema que pierde el 20-30% de su producción y sostiene la ‘omertá’ o la ley del silencio al respecto, es que tiene poderosas y espurias razones para callar y no hacer nada. Si en vez de perder casi 700.000 alumnos/as de los 8.000.000 escolarizados estuviéramos perdiendo esa misma cifra en euros o dando esa misma cantidad de ‘errores’ en una empresa pública o privada, nos llevaríamos las manos a la cabeza y actuaríamos de inmediato. Aquí no pasa nada porque habría que salir del ‘status quo’ y eso supone ser valiente, hablar claro, como lo hicieron en Finlandia. Los que tienen poder no quieren perderlo exponiéndose a movilizaciones y conflictos, así que nos pasamos legislatura tras legislatura hablando de si la clase de religión sí o no o debatiendo entre la pública y la concertada. Nadie habla del niño. Si habláramos sólo del bienestar del niño todo sería más fácil (aunque tuviéramos que ceder parte de nuestras posiciones y conquistas cosechadas y asentadas a lo largo de los años como adultos en múltiples organizaciones y colectivos).

Algo que dejas muy claro en él es que te parece crucial apostar por un lenguaje identitario en las aulas. ¿Por qué es tan importante?

Porque todos somos únicos e irrepetibles. Porque lo masculino y lo femenino forma parte de un mundo común y lo primero que hay que aceptar es que son dos fuerzas complementarias y maravillosas que viven dentro de cada uno de nosotros. Abrazar la diferencia como complementariedad, no como opuesto.

 

- Nos gustaría analizar contigo tu libro brevemente en las 10 claves que das en ‘Educacción’.

1.ProvocACCIÓN. ¿Qué es lo que quieres provocar con este libro? Acciones de cambio educativo. Primeros pasos. Todos a la vez. Un sólo lema: el niño.

2. ReactivACCIÓN. ¿Qué es necesario reactivar en el sistema educativo? ¿Están los políticos dispuestos? No saben ni por dónde empezar. Tienen miedo. Como todo en la vida, el camino es la flexibilidad. Todo lo rígido se rompe.

3. AdecuACCIÓN. ¿Tenemos escuelas, institutos y universidades del siglo XXI? No. Pertenecen a un mundo que ya no existe. Las buenas noticias es que ya hay iniciativas válidas y modelos a seguir.

4. CapacitACCIÓN. ¿Prepara nuestro sistema educativo para este futuro que avanza a velocidad de vértigo? No. Prepara para un mundo ordenado y previsible. Nuestros chicos van a tener mucha tecnología a la que dotar de criterio para tomar decisiones éticas, sostenibles y consensuadas... Decisiones muy humanas que están por venir.

5. HumanizACCIÓN. ¿Cómo se consigue humanizar los centros educativos? Mirando al niño y poniéndole en el centro de todos los procesos, en el centro de nuestras conversaciones y en el centro de nuestras decisiones. Al final, va a resultar que la gran innovación educativa es el amor.

6. ColaborACCIÓN.¿Cómo pueden ayudar a promover estos cambios padres y madres? Participando y confiando. Los docentes no son perfectos pero si aman su profesión necesitan el apoyo de los padres, no una supervisión 24-365 vía Whatsapp.

7. ProfesionalizACCIÓN. Como aclaras, partiendo de que el profesorado español es bueno y hace lo que puede con los recursos de los que dispone, ¿cómo se podría mejorar? Con más formación, más autonomía y, sin duda, evaluación continua. El profesorado está muy solo. Estar a su lado también es marcar una dirección y asegurarse, como los deportistas, de que van conquistando metas necesarias para todos.

8. EvaluACCIÓN. ¿Qué propondrías para cambiar el sistema de evaluación? Evaluar es ponderar, no es medir. Hay partes medibles y partes que no lo son (una experiencia de unas vacaciones no la evalúas en función de la puntualidad de los vuelos solamente). El curriculum tiene que incluir una parte experiencial acreditable por otros mecanismos y el alumno debe tener también una autoevaluación. Es demasiado extenso para explicarlo aquí pero lo importante es saber que hay otras formas.

9. InnovACCIÓN. ¿Cuáles serían las medidas y recursos que te parecen imprescindibles para innovar el modelo educativo español? Cambiar la normativa. Permitir las agrupaciones flexibles, los horarios flexibles, el trabajo por proyectos y una parte del currículum libre (con o sin tecnología) y acreditable por empresas o instituciones externas al mundo educativo.

10. TransformACCIÓN. ¿Cómo es esa escuela con la que sueñas y que podría ser una realidad? Se parece bastante a un collage entre dos o tres que he visto en diversos lugares del mundo: Singapur, Australia, América y Europa… Una preciosa mezcla transnacional, mestiza, sin prejuicios, como debe ser un cambio de paradigma hacia el que vamos. Un cambio de paradigma que ya es posible.

Relacionados