Phoebe Dynevor y Regé-Jean Page protagonizan 'The Bridgerton'. | LIAM DANIEL/NETFLIX

¿Por qué 'Los Bridgerton' se han convertido en la serie más buscada de Netflix?

El fenómeno de Netflix que ha logrado encaramarse al ránking de la plataforma. 

C. H. | Woman.es

"¿Habrá segunda temporada de 'Los Bridgerton'?", es una de las preguntas seriéfilas más repetidas en las redes desde que el pasado 25 de diciembre la ficción estadounidense aterrizara en Netflix y lograra alzarse como una de las más populares de la plataforma (en sus primeras cuatro semanas, ha sido vista en 63 millones de hogares), así como en protagonista de las búsquedas de los usuarios y, si todo sigue como hasta ahora, en la quinta serie original más vista en la historia de Netflix.

¿Había algo que hiciera vaticinar su éxito? Sí, aunque en estas cuestiones nada es determinante, como hemos podido comprobar con otros proyectos que, pese a contar con créditos de relumbrón y guiones best-seller, han fracasado estrepitosamente. 

No ha sido el caso de 'Los Bridgerton', que llegaba avalado por el nombre de Shonda Rhimes (sí, la popular creadora de 'Anatomía de Grey' o 'Scandal' y una especie de reina Midas audiovisual), quien había sido fichada por Netflix para intimidar a la competencia, cada vez más dura, y atraer a una audiencia amplia e internacional con lo que es su especialidad: dramas en los que nunca faltan personajes femeninos poderosos y sorpresas de guion eficaces para mantenernos sin pestañear frente a la pantalla. 

Por si el nombre de esta mujer, cuyo talento ha dado alegrías a la cadena ABC durante tres lustros, no fuera suficiente, el guion de 'Los Bridgerton' es una adaptación de la saga de novelas del mismo nombre de Julia Quinn, una autora bestseller y multipremiada de literatura romántica histórica cuyas novelas han sido traducidas a 29 idiomas. 

Phoebe Dynevor es Daphne Bridgerton en la serie 'Los Bridgerton'. | LIAM DANIEL/NETFLIX

Romanticismo y drama de época es un combo que ha demostrado su buena salud en la pantalla, pero para llevarlo a cabo con buen pie entran en juego otras claves.

Además de la varita mágica de Shonda Rhymes, los responsables de que 'Los Bridgerton' no sea solo un romance adictivo, sino una producción con altas cotas de glamour y calidad son, entre otros, una exquisita ambientación y un vestuario impresionante.

Seguimos sumando: la sorpresa está garantizada nada más empezar cuando el galán, el duque de Hastings, en lugar de ser el habitual caballero de rasgos anglosajones que se supone a una novela sobre la alta sociedad londinense de finales del siglo XIX, es el actor de origen zimbabuense (y piel oscura) Regé-Jean Page, que ha demostrado con creces su tirón como sex symbol y su buena química con la protagonista femenina, Phoebe Dynevor (Daphne Bridgerton, en la ficción). La diversidad también es destacable en el resto del reparto. 

Regé-Jean Page es el duque de Hastings en 'Los Bridgerton'. | LIAM DANIEL/NETFLIX

La narración ágil, llena de detalles, o el recurso de que una voz femenina de clase alta sea el narrador (algo que ha inspirado comparaciones con 'Gossip Girl') confluyen para desprender brillo e ironía en lugar de cursilería. La exhibición de anatomías, por su parte, nos traslada al nuevo milenio. Y las escenas rodadas en Londres o en York, según ha descubierto el equipo, son una maravilla. 

Sí, una serie sin dobleces pero, para muchos, todo un acierto. 

'Los Bridgerton'. | LIAM DANIEL/NETFLIX

Por cierto, para los que se preguntan si tendrá nueva temporada, su éxito nos hace afirmar que sí (aunque aún no hay confirmación oficial). Incluso, se podrían dar muchas otras temporadas, teniendo en cuenta que esta primera obedece únicamente al primero de los ocho libros de la saga escritos por Julia Quinn. ¡Y nosotras estamos listas para una y muchas más!