Restaurante Dos Cielos | D.R

Un viaje de sabores

Los hermanos Torres llegan, por fin, a la capital con Dos Cielos, una apertura que acercará la cocina de Madrid y Barcelona. Si quieres descubrir otros territorios gastro, no te pierdas nuestras propuestas.

Laia Antunez

Dos Cielos (Madrid)

Paladares castizos. Los conocidos hermanos Torres, Sergio y Javier, desembarcan en Madrid e instalan su restaurante Dos Cielos en unas antiguas caballerizas del hotel Gran Meliá Palacio de los Duques. Su filosofía sigue la de su restaurante barcelonés, que aboga por el producto de temporada, y su carta hereda algunos de sus platos más emblemáticos, aunque da cabida a propuestas más castizas, como los callos de bacalao o su revisión del clásico cocido madrileño. Un pequeño guiño al público de la capital. Menú degustación: 75 €. Cuesta de Santo Domingo, 5.

Restaurante El Chigre 1769 | D.R

El Chigre 1769 (Barcelona)

Dos tierras. Asturias y Cataluña se dan la mano en esta sidrería-vermutería ubicada al lado de Santa María del Mar. Mandan los productos clásicos del Cantábrico y del Mediterráneo, y también las carnes. Elige entre tapas y platos de fogón y no te olvides de la sidra. A partir de 20 €. Sombrerers, 7. 

En Nobook proponen diceiséis platos para compartir. | D.R

Nobook (Barcelona)

Ruta internacional. El chef Iker Erauzkin​ y ​Anna Yébenes,​ propietarios del exitoso UMA, son los artífices de este templo del street food. Su cocina abierta, y completamente naranja, te permitirá ver a su chef en plena acción. La carta viaja por los platos populares de doce países: de China a México, pasando por Perú y Reino Unido. Y para sus cócteles, utilizan técnicas propias de la alta gastronomía. Unos 35 €. Provença, 310 bis.

El estudio Tarruella-Trenchs firma el interiorismo de La Primera. | D.R

La Primera (Madrid)

Influencias cántabras. Paco Quirós y Carlos Crespo se estrenaron en Madrid con Cañadío, La Maruca y La Bien Aparecida. Ahora han abierto La Primera, en la primera planta del emblemático edificio Grassy, obra de otro cántabro, el arquitecto Eladio Laredo. Degusta su carta, que recupera recetas emblemáticas de sus otros tres restaurantes, y que apuesta por la cocina elaborada, de guiso y con perfil tradicional. Unos 40 €. Gran Vía, 1.

La dieta atlántica es uno de los pilares de Montes de Galicia. | D.R

Montes de Galicia (Madrid)

Delicias gallegas. Ubicado en el barrio de Salamanca, este restaurante se aleja de los tópicos del norte con una propuesta culinaria que mezcla la tradición y las nuevas técnicas de fusión. En su carta: desde clásicos revisitados de la cocina gallega como el pulpo a feira hasta platos sofisticados como la morcilla de wagyu. Unos 45 €. Azcona, 46.