Por qué los ejercicios isométricos te ayudarán a mantener el peso esta cuarentena | GETTY IMAGES

Por qué los ejercicios isométricos te ayudarán a mantener el peso esta cuarentena

Los ejercicios isométricos son un tipo de ejercicio que implican tensión muscular sin necesidad de movernos del sitio.

Woman.es

La pregunta del millón es ¿se puede estar en forma durante la cuarentena? Sí, se puede, pero conlleva compromiso y saber qué ejercicios hacer. Respecto al primer punto no podemos hacer mucho por ti, pero en lo que sí podemos ayudarte es a entrenar con los ejercicios más completos y los mejores para mantener el cuerpo tonificado. 

- Vikika Costa: "A veces no nos damos cuenta de que la felicidad no viene de hacer lo que nos apetece, sino de lo que tenemos que hacer"

- La rutina de ejercicios de Eva Longoria durante la cuarentena

Y para este objetivo no hay nada mejor que hacer ejercicios isométricos, con esto nos referimos a ejercicios que buscan la tensión corporal, su mantenimiento, y con ello la incidencia directa en los músculos trabajados. Estos ejercicios casi siempre se suelen aplicar al trabajo abdominal y con ellos lo que se busca es trabajar esta zona sin hacer que otras partes intervengan o se vean involucradas sin estar siendo entrenadas. Y lo cierto es que aunque parezca sencillo, si los realizas de manera habitual,  te ayudarán a conseguir unos buenos resultados. Además, te ayudan a aumentar la fortaleza y la respuesta por parte del organismo.

Además, para realizar estas rutinas no necesitas nada más que el propio cuerpo, lo que lo convierte en un ejercicio ideal para hacer en cualquier lugar sin necesidad de tener que acudir a un gimnasio, o de comprar material específico. Se acabaron las excusas. 

Vamos a empezar explicando los ejercicios isométricos activos. Estos son en los que ejercemos fuerza sobre algo y no nos limitamos a mantener una postura concreta. Por ejemplo, colocarnos sobre una pared y empujar. Mientas que los pasivos son aquellos en los que únicamente resistimos un peso o mantenemos una posición, como por ejemplo realizar una dominada pero manteniendo la posición sin realizar movimiento en la mitad del recorrido hasta llegar al agotamiento de los músculos.

Con el ejercicio isométrico desarrollamos la fuerza de estos tejidos, y al no efectuar movimiento no resultan lesivos para ellos. Los más comunes son: 

- La plancha: 

Este ejercicio, es el más común en los isométricos, puedes hacerlo apoyando antebrazos y te será menos costoso, consiste en aguantar en esa posición una serie de 20 segundos, las repeticiones dependerá de tu masa muscular, mantén la espalda recta y el abdomen bien tenso, repítelo tantas veces como quieras.

- Plancha lateral:

Colócate con las piernas y los brazos extendidos de lado tu torso y tú cadera tiene que mirar a otra parte de la habitación, también repítelo tantas veces como quiera en series de 20 de nuevo.

- Flexiones isométricas:

Se trata de hacer las flexiones con los brazos más abiertos del ancho de hombros y aguantar hasta mitad de recorrido, aguanta 7 segundos y vuelve a su posición inicial. Repite los 20 segundos tantas veces como puedas.

- Elevación de hombro: 

De estar de pie y eleva tu brazos (puedes coger unos libros para hacerlo más difícil) hacia el lado ,en la mismo línea que el hombro, con el brazo bien extendido, puedes quedarte en esa posición 20 segundos o repetirlo tantas veces fuera, después cambia al otro brazo.

- Sentadilla isométrica: 

Abre tus piernas hacia los lados, flexiónalas bajando la cadera en la línea de tus rodillas y mantente en esa posición, aguanta 20 segundos, y haz tantas repeticiones como puedas.

Con este tipo de entrenamiento se trata de hacer más repeticiones de menos segundos, o bien puedes hacer menos pero de más segundos, esto te lo tienes que moldear según tu constitución, por ejemplo, puedes hacer 8 series de 20 segundos o bien quedarte un minuto o minuto y medio en la misma posición, estudios, han demostrado que hacer la plancha un minuto durante dos semanas fortalece notablemente la musculatura abdominal, también lumbar y fortalece tren inferior como cuádriceps y gemelos.

 

 

Relacionados