Anchiy / GETTY

Cuatro ejercicios de boxeo para llegar perfecta a las Navidades

El boxeo es uno de los ejercicios más completos para ponerse a punto. ¡Te lo demostramos!

Clara Hernández | Woman.es Vídeo: Alberto Saguar

El boxeo está despuntando como una de las disciplinas favoritas para ponerse en forma. ¿Sus beneficios? Constituir uno de los entrenamientos más completos, ya que no solo ejercita el tren superior (brazos y pecho), sino también piernas o glúteos.

Pero hay más: "Es superdivertido, tiene un calentamiento muy bien pensando, hace que pierdas un montón de grasa (porque es cardiovascular y se basa en cambios de ritmo), trabaja el equilibrio, la coordinación de fuerza y de mente... Y si no compites y no hay contacto, es cero lesivo", enumera Inés Maesso, profesora de boxeo de Final Round

Ademas, está rompiendo clichés. Por ejemplo, el de que es una actividad masculina (hoy los responsables de este centro de Madrid aseguran que la mitad de sus clientes son mujeres). En este punto, Inés Maesso hace un inciso: "Lo podemos hacer igual de bien que ellos... o mejor, porque nosotras somos más de técnica y prestamos más atención a las explicaciones". Ahí queda eso.

Más allá, Natalia Vidal, de 17 años, explica por qué se apuntó en julio y ha quedado fascinada con un deporte con el que, además de hacer "mucho ejercicio y entrenar todo tu cuerpo" se trabaja la "armonía mental". "He ganado en fuerza, fondo y seguridad en mí misma", afirma. 

¿Te apuntas? Mira a continuación cuatro ejercicios básicos con los que introducirse en este deporte infalible para estar en forma de cara a las Navidad. ¡Y viva la #boxeomanía!

¿Por qué se queman tantas calorías con el boxeo?

Sin duda este deporte es uno de los más eficaces para gastar calorías. Una de las razones es que se trata de un ejercicio cardiovascular que consta de cambios de ritmo, es decir, alterna intervalos rápidos de ejercicios de alta intensidad con descansos. 

"Comienzas, por ejemplo, con 3 minutos de comba y saltas alcanzando un ritmo cardíaco determinado. A los tres minutos paras (entonces es cuando arrancas a sudar). Y luego comienzas otro ejercicio y el cuerpo vuelve a acelerarse. Esto hace que pierdas grasa muy rápidamente", aclara Inés.