El selfie de Chenoa para despedir el 2020 con su mejor sonrisa. | @chenoa / INSTAGRAM

Si llevas meses queriendo entrenar en casa y no eres capaz de vencer la pereza, Chenoa es tu inspiración

La cantante está enganchada a los entrenamientos caseros. 

Woman.es

Quién nos iba hace un año que apenas doce meses después que el ordenador, la tablet y la televisión de casa serían el gimnasio de moda y el salón de casa una sala polivalente, que lo mismo vale para trabajar que para comer y entrenar. Cosas de la pandemia.

Aunque lo del deporte en el comedor es algo que genera posturas contrapuestas y opiniones polarizadas. Hay quien se ha enganchado desde la cuarentena y hay quien no lo contempla. Y entre dos aguas, en medio de ambos perfiles, están muchas personas que quieren pero no consiguen romper la barrera mental y superar la pereza que supone ponerse a hacer sentadillas, burpees, pilates o cualquier otro ejercicio en vez de tirarse en el sofá que tiene justo al lado "poniéndoles ojitos". 

Si perteneces a este grupo de indecisos, estás en ese debate todavía y llevas meses intentando hacer ejercicio en casa porque no quieres ir al gimnasio dadas las circunstancias pero eres incapaz, tenemos un consejo para ti: sigue a Chenoa en Instagram

La cantante no era precisamente famosa en la red social prepandemia por sus entrenamientos, pero desde que tuvimos que quedarnos en casa, se lo ha tomado en serio y los resultados de su rutina de trabajo en casa se notan a simple vista.

Es la viva prueba de que se puede porque comparte vídeos y fotos varios días a la semana desde que el fitness forma parte activa de su jornada. Y siempre desde su hogar. 

Unos son en clave motivadora, en otras ha llegado a mostrar algunos ejercicios, también reconoce sus momentos de flaqueza en ocasiones -por este motivo es doble inspiración, ya que no esconde la cara B del asunto-, y por supuesto no faltan las publicaciones divertidas. En todas ellas, con su naturalidad característica por bandera. 

El último que ha compartido entrenando pertenece a la categoría de los divertidos, pero también de los que muestran eso que hemos llamado antes "cara B del asunto". Y es que el fitness no es todo ropa bonita y sonrisas de oreja a oreja. El deporte, en casa o fuera, también es concentrarse hasta olvidarse de todo lo demás, incluso del rostro desfigurado por el esfuerzo, y "sudar como un pollo", tal y como la propia Chenoa lo describe de una forma inmejorable. 

Sirvan estas líneas como un pequeño aliento de motivación para que te animes a dar definitivamente el paso porque se puede uno poner en forma sin salir de casa. Y lo mejor de todo es que no solo el cuerpo lo agradece, también la mente, que lo necesita tanto como su compañero de viaje.

Chenoa ya lo ha demostrado y ahora te toca a ti seguir sus pasos. ¡Ánimo y a por ello!