Fotografía: Designers Guild.

Verde que te quiero verde

Descubre cómo incluir el color estrella del año en tu casa con pequeños detalles. 

Goito Paradelo |Woman.es

Convertida en una de las costumbres más arraigadas del año, decorativamente hablando, el color estrella de este año, que, de algún modo, establece una serie de pautas cromáticas a seguir en el interiorismo  y la decoración, es el Greenery (verde Pantone 15-0343), una tonalidad vibrante y brillante que anticipa los gustos a los que se debe someter la masa y que establecen como siempre los responsables de esta marca de identificadores del color.

A modo de precedente primaveral, esta tonalidad que surge de la mezcla del amarillo y el azul, abre las puertas a una nueva gama de tonos que preceden a la explosición primaveral. Y se incorpora en todo tipo de productos para el hogar, más acertadamente en unos que en otros, pero con la clara intención de romper con la oscura estética del otoño invierno.

En según qué piezas, el greenery consigue convertir objetos como las tradicionales lámparas de cristal transparente venecianas en verdaderas luminiscencias de color, que parecen explotar en volumen en cuanto se les incorpora la iluminación eléctrica. El mejor ejemplo lo vemos en una espectacular propuesta de la firma italiana Masiero. En este caso, el cristal de tonalidad verdosa contribuye a transformar una simple luminaria en una vergel que cuelga del techo.

Fotografía: Masiero.

Igual de sorprendente es el cambio que se produce en los textiles. Tejidos que prácticamente pasarían sin pena ni gloria en sus versiones más sencillas en blanco o beige se convierten, tras el tamizado verde, en espectaculares ideas que igual decoran cortinas de un gran salón, que visten el suelo de cualquier sala de estar con una llamativa alfombra en tono musgo.

La diseñadora y estilista británica Tricia Guild es una gran especialista en el mundo de los textiles para el hogar y el mejor ejemplo para seguir sus dictados cromáticos y combinaciones de verdes. Su firma Designers Guild triunfa en todo el mundo por sus arriesgados e interesantes tejidos. Lo mismo ocurre con las ideas de Nani Marquina para vestir los suelos con su modelo de alfombra “Cinco y Verde”.

Fotografía: Nani Marquina.

Los complementos tambien se enriquecen con esta tendencia. Ikea cuenta en su colección permanente con varios jarrones y palmatorias en cristal que tampoco desmerecen la atención y que recuerdan a icónicos diseños de los años 60.

Fotografía: Ikea.

El diseño de mobiliario es otro de los campos en donde la incorporación del color juega un papel determinante. El sofá 'Borghese', que Noé Duchaufor Lawrence ha diseñado para La Chance, no tiene la misma rotundidad y fuerza visual en sus versiones en Greener que en gris o beige, por ejemplo. 

Fotografía: Borghese.

Lo mismo le ocurre a la sencilla silla 'Vegetal' que los hermanos Bouroullec han diseñado para Vitra. La potencia y el virtuosismo de su diseño en color verde supera con creces cualquier otra propuesta de tono. De hecho, los Bouroullec presentaron este modelo en ese color para incidir precisamente en ese curioso efecto óptico. 

Fotografía: Vitra.

Goito Paradelo es el director de la revista online de diseño independiente Materiasoul.com.