D.R.

Verde agua, el color del océano en tu casa

Es la tonalidad predominante durante la época estival; sus tonos, que se atreven a discurrir entre el verde musgo y el azul turquesa, se tornan en exóticos planteamientos de aguamarina y aportan un extra de sofisticación a tu interiorismo.

Goito Paradelo |Woman.es

¿Y cuáles son las claves? Sobre todo no abusar de esta tonalidad porque, aunque puede resultar elegante y sumamente delicada, también puedes convertir tu estancia favorita en la perfecta réplica de una tarta de cumpleaños con sabor a menta. Apuesta por los detalles y por las opciones menos arriesgadas. Estas son nuestras recomendaciones:

Paredes: es el planteamiento más acertado sobre todo en viviendas con habitaciones pequeñas, puesto que se consigue ampliar la perspectiva focal de la vista. Agranda los espacios y los llena de gran luminosidad. Si además, lo combinas, por contraste, con las tonalidades más claras de blanco o gris en otras paredes, el acierto es del todo seguro. Pasillos, lugares de paso y habitaciones pequeñas son los espacios más acertados para adoptar este verde marino.

D.R.

Mobiliario: Es la opción más socorrida, por encima de cualquier mandamiento decorativo, porque puedes introducir en el ambiente más anodino un asiento como un sofá tapizado en este gama y conseguir un espacio realmente lustroso. Jonathan Adler lo ha incorporado a su planteamiento de grandes asientos y el modelo Baxter de su propuesta resulta espectacular. Ha conseguido elevar un diseño de formas clásicas a un nuevo parámetro de vanguardia. El mismo impulso cromático se integra perfectamente al mobiliario de terraza realizado en fibras naturales. La imprimación en este verde aporta frescor y juventud a una pieza más sobria en sus versiones tradicionales, como la silla de exterior con forma vegetal de la imagen.

Sofá diseñador por Jonathan Adler. | D.R.

Cocina: es el lugar de trabajo que mejor incorpora el color en su estética. Tanto si lo llevas a solados y azulejos, como si esta versión esmeralda se integra en el mobiliario. Armarios y cajoneras cubiertas de este pátina “aqua” hacen que un hueco como la cocina reviva en luminosidad. Y eso a pesar de que paredes y suelos prefieran una tonalidad dominada por los marrones y los negros. El “look” que se consigue invita a la habitabilidad y al trabajo cómodo y desenfadado. La nueva colección de tonos que Ikea propone para este otoño invierno ofrecen este acabado como una de las ideas más curiosas y divertidas.

Armarios y cajoneras cubiertas de la pátina 'aqua'. | D.R.

 

// Outbrain