D.R.

El graffiti, de la calle a tu casa

El arte callejero da el salto al terreno del hogar. 

Goito Paradelo | Woman.es

Era cuestión de tiempo. Después de haber entrado en nuestras viviendas a través de cuadros e ilustraciones para decorar nuestras paredes, el graffiti firmado por reconocidos artistas callejeros abandona este formato para adueñarse de toda la casa, empezando por el mobiliario.

Si la colaboración especial de la casa francesa de papeles y tejidos para el hogar Pierre Frey con el artista contemporáneo Toxic sorprendió con una colección elaborada enteramente en espray (más por su alejada fórmula de estampación tradicional que por sus motivos), la de los británicos Timorous Beasties con los especialistas en mobiliario Pinch no hace más que reafirmar esta estética. Su sofá de tres plazas Noelle aparece tapizado con un terciopelo en color graffito que se asemeja más a un lienzo de muestras de un pintor que de una nueva vuelta de tuerca del sentido estético de los colores.

La icónica casa de sillas Tolix también se ha sumado a esta nueva corriente y por su 80 aniversario el artista, Julie Ceder customizó su modelo Icon A con una pática de color naranja que la convirtió en una serie numerada de 10 ejemplares perseguida por coleccionistas del sector. Por útimo, Jimmi Martin customiza desde siempre la mayoría de su mobiliario con dibujos y mensajes que actualizan y versionan mobiliario de toda la vida, como su cómoda Cocktail.