D. R.

3 tentaciones deco a las que no podrás (ni querrás) resistirte ¡Caerás!

Estamos pasando mucho tiempo en casa (¡qué te vamos a contar!), tanto que es justo y necesario aprovechar la semana del Black Friday para darnos un capricho o dos y hacerle un cambio de look. ¡En Kave Home hemos encontrado las claves para hacer de nuestra casa la reina de Instagram!

Woman.es para Kave Home

En plena cuenta atrás para despedir al 2020, no nos negarás que nos merecemos un capricho y nuestra casa, que ha sido nuestro refugio, también. Por eso, tenemos un plan,  una especie de propósito que cumpliremos ya mismo, antes de que llegue el nuevo año: dejarnos tentar por los muebles, textiles y piezas de decoración que hemos visto en Kave Home y convertir nuestro hogar dulce hogar en una casa de revista que salga muy, pero que muy guapa en Instagram y en el sinfín de videollamadas que haremos estas navidades.

1. Navidad diferente, adornos diferentes

Colgantes de diferentes colores y formas. | D. R.

Aceptamos barco: la Navidad 2020 será distinta a todas las que hemos vivido antes. Así que, puestos a cambiar, ¡hagamos la revolución! Este año nos desmarcamos de los dorados, rojos y verdes más tradicionales y nos enamoramos de una decoración más actual, con tonos empolvados (rosas, malvas, verdes, mostazas…) y aires escandinavos. ¿Acaso alguien sabe más que ellos de Navidad y de crear un ambiente hygge?  

Pero sobre todo, queremos celebrar una Navidad más eco y para eso hay que decirle adiós a las decoraciones de plástico (especialmente si, como a nosotras, te gusta cambiar y seguir las tendencias cada año) y elegir materiales más sostenibles y 100% reciclables: papel, madera, tejidos artesanales. Ábrele par en par las puertas de tu casa a la naturaleza y ponte creativa para utilizar ramas, piñas, bellotas, hojas y hasta frutas de temporada como granadas o membrillos como elementos decorativos. Aportan vida y calidez, el truco es combinarlas con elementos más modernos y lujosos como candelabros dorados o guirnaldas de luces. ¡Un juego de contrastes que funciona!

2. Minimalismo 'confy'

Sofá Galene con efecto plumón y materiales eco. | D. R.

La manera de sacarle el mejor partido a una casa mini es esta: pocos muebles, pero importantes y con carácter. Que no te engañen, el tamaño importa: ¡Más vale un mueble grande que un montón de pequeñas piezas auxiliares que darán la sensación de caos y de espacio atiborrado! Necesitarás una buena mesa de comedor (la combinación de madera maciza y metal es lo último), un aparador de almacenaje (el estilo mid-century nos vuelve locas) y, por supuesto, un buen sofá.

Te mereces un sofá de lujo en el que acurrucarte, que sea tan mullido y cómodo que parezca que te abrace y sin renunciar (no importa que tu casa sea pequeña) al capricho de la chaise longue. A estas alturas de la película ya lo tenemos más que claro: el sofá –y más es esta época del año– es nuestro reino del que si pudiéramos sólo nos moveríamos para hacer visitas pasajeras a reinos vecinos como una butaca de lectura como las de borreguito de Kave Home que son puro amor. ¡Te dan ganas de leer sólo con verlas!

3. Tejidos cálidos a más no poder

Cojines Vicki en varios colores. ¡Combínalos! | D. R.

Un espacio minimalista y moderno necesita sí o sí un contrapunto cálido, y esa es una misión para los textiles. Aquí es donde podrás volverte loca y dar vía libre a tu lado más barroco y recargado, mezclando colores, texturas y diseños. Cambiar los cojines, los plaids de la cama y la mantita del sofá es al hogar lo que una visita a la peluquería es para nosotras: un cambio de look que tiene algo de terapéutico. Esta temporada no podrás resistirte a los cojines de borreguito en diferentes colores que no podrás dejar de achuchar. ¡Caerás en la tentación… y lo sabes!