Paula Echevarría, con un look negro. | Paula Echevarria

Paula Echevarría y su reflexión sobre la lactancia materna: "que nadie se meta en la vida de los demás porque nunca sabes en qué llaguita puedes estar metiendo el dedo"

Una fotografía suya dando el biberón a su hijo Miguel ha provocado una oleada de críticas sobre las que la actriz ha querido expresarse con libertad en sus stories de Instagram.

Woman.es

Paula Echevarría ha sido la famosa a la que le ha tocado el turno de la lluvia de críticas que desgraciadamente todas y cada una de las personas famosas activas en Instagram sufre en algún momento de su relación con la red social y la comunidad de personas que en ella se relaciona, especialmente cuando son madres. 

La artista se ha mostrado muy sorprendida por los comentarios que ha recibido en su muro después de que compartiera una imagen en la que aparece dando tranquilamente el biberón a su hijo, Miguel, y no el pecho"Estoy flipando con los comentarios de la foto que he puesto porque le estoy dando el biberón a mi hijo", comienza diciendo en un vídeo publicado a las pocas horas de publicar la inocente imagen que ha suscitado tanta polémica.

"Nunca pensé que la gente podría ser tan atrevida, tan "metementodo", tan desinformada, tan bocazas, tan kamikaze a la hora de hacer comentarios, pero nunca me dejará de sorprender la humanidad", continúa exponiendo la actriz, que se nota que está hecha a este tipo de reacciones porque es tajante en su conclusión: "No voy a dar ningún tiempo de explicación sobre la forma en la que alimento a mi hijo. Pero no tenéis ni idea los que comentáis, como madre como padre, como su padre y los dos en consenso con un doctor somos los que elegimos la manera de alimentarle", dice la asturiana, a medio camino entre el enfado y la decepción. 

Antes de poner punto y final al largo vídeo publicado en sus stories y grabado dentro de su coche -"hablo bajito porque tengo al niño aquí al lado dormido y voy sin cinturón porque estoy aparcada", incide, en tono sarcástico, antes de empezar su exposición-, Paula Echevarría comparte una brillante reflexión final acerca de esta costumbre que existe en las redes sociales de meterse en la vida de los demás y juzgar sin conocer nada de la persona que está al otro lado del teléfono. 

"Hay que ser más empáticos porque yo decidido si le doy el pecho o el biberón, pero hay muchas mujeres que no pueden elegir. Así, por favor, cada uno sepa lo que tiene. Que nadie se meta en la vida de los demás porque no se sabe en qué llaga puedes estar metiendo el dedo", concluye la artista en un mensaje al que nos sumamos y amplificamos para que no solo lo escuchen los 3 millones y medio de seguidores que tiene ella en la red.