Meghan Markle y el príncipe Harry en la entrega de galardones a jóvenes emprendedores.  | WPA Pool / GETTY

Meghan Markle se salta el protocolo, ¡no!

¿Eres de capaz de reconocer la norma que se ha saltado en la fotografía?

Woman.es

¿Error? ¿Metedura de pata? ¿Un descuido sin importancia? Los medios británicos no se ponen de acuerdo sobre cómo referirse al gesto que realizó Meghan Markle el pasado día 26 cuando se encontraba junto a la reina Isabel y que es, al parecer, a todas luces, un fallo de protocolo. Y en el que tal vez no habríamos reparado si no llega a ser porque el vídeo ha sido divulgado por las redes a diestro y siniestro.

El escenario era el acto de entrega de los premios Queen's Young Leaders Awards que se conceden a jóvenes emprendedores y que tienen lugar anualmente en el Palacio de Buckingham (sí, el mismo al que acudió Meghan con un perfecto look rosado de Prada). Pues bien, al tomar asiento a pocos metros de donde ya estaba sentada Isabel II, la exactriz cruzó las piernas, una postura que no está aceptada por el protocolo real.

Aunque las normas de la Casa Real no incluyen nada escrito sobre el modo en el que las mujeres deben o no sentarse, al parecer sí existen pautas no escritas que señalan que una mujer de realeza podría cruzar sus piernas, pero solo discretamente y por los tobillos (la "inclinación de la duquesa", se ha apodado) y nunca por rodillas, como hizo Meghan Markle. 

En cuanto a reclinarlas juntas, hacia un lado, como hizo Meghan, hubiera sido válido si no hubieran estado cruzadas. 

Meghan Markle cruza las piernas ante la presencia de la reina Isabel y su marido, el príncipe Harry. | WPA Pool / GETTY

Al parecer, su cuñada Kate Middleton es una experta en el modo de tomar asiento con talante aristocrático (es a ella a quien muchas publicaciones muestran en sus fotografías, ejemplarizante), aunque nadie es perfecto: también ella cruzó las piernas como ha hecho esta semana Meghan y también inspiró numerosos comentarios con aquel gesto. 

Meghan está recibiendo clases de protocolo, pero un descuido lo tiene cualquiera, ¿verdad?