Marion Cotillard: tengo miedo a decepcionar

La actriz francesa ha estrenado Lazos de sangre. El debut en Hollywood de su marido, el director Guillaume Canet, es una historia muy personal a la altura de Clive Owen, Mila Kunis o Zoe Saldana. Notable.

Ester Aguado | Woman.es

Ha competido con Macbeth en Cannes y se subirá a un escenario en Broadway para interpretar Joan of Arc at the Skate (Lincoln Center, 10-13 junio). Acto seguido, volverá a Francia, a alguna parte de la rive gauche parisina donde vive: le espera el rodaje de Juste la Fin du monde, del canadiense Xavier Dolan, frente a Vincent Cassel y, en julio, Mal de pierres.

La actriz francesa, consciente de que apoyar la primera aventura americana de su pareja, el actor y director Guillaume Canet, es fundamental para su éxito: "Me impresiona la forma en la que Guillaume trabaja: tan próximo, tan cercano, tan comprensivo y a la vez tan perfeccionista, como yo. Me ha encantado trabajar con él... ¡Incluso me ha dejado aportar mi granito de arena! Yo le di la idea de que mi personaje, Monica, una mujer que se prostituye para alimentar a sus hijos, ex mujer del protagonista, Clive Owen, fuera italiana. Como me gustan las dificultades, ¡he trabajado el acento como una loca!", explica Marion.

Como en Lazos de sangre ella interpreta un papel secundario, no ha tenido mucho contacto con el resto del equipo: "Por ejemplo, a Mila Kunis no llegué ni a verla, una pena, pero sí que disfruté mucho con Billy Crudup, al que aprecio mucho". A Marion le aterroriza cualquier llamada: "Tengo miedo a decepcionar, así que, ante cualquier papel, trabajo como una loca, 15 horas al día. Escribo mucho para meterme en el personaje, lo imagino en otros contextos, lo hago totalmente mío..."

Actriz, cantante, modelo para la casa Dior, madre de Marcel (que acaba de cumplir cuatro años), Medalla de Oro de las Artes y las Ciencias 2010, ganadora de un Oscar, un César, un Globo de Oro, activista de Greenpeace, icono de belleza... Aún no se siente plena como mujer, quizá si llegara a dirigir... "Necesito expresarme y ser actriz no te permite ser dueña de un proceso y de un objeto creativo por completo. Acabo de correalizar, junto a Eliott Bliss, el último clip de la campaña de Dior. Y me ha encantado. El resultado es muy mío. Sí, tengo ganas de realizar, de filmar, de dirigir... Algún día lo haré. Lo comenté con Robin Wright, que ha firmado algunos episodios de “House of Cards” y ella está entusiasmada".

Siempre ha huido de la fama y del reconocimiento y se bloquea cuando le preguntamos quién es la verdadera Marion: "Soy malísima hablando de mí... Te diría que soy un animal particular al que le encanta divertirse, descubrir a la gente y compartir".