Kylie Jenner y Travis Scott en la Gala Met 2018.  | Theo Wargo / GETTY

Kylie Jenner y Travis Scott protagonizan su primera (y super 'hot') portada y se sinceran en su entrevista más personal

La pareja habla sobre la llegada de Stormi a la familia y lo complicado que es mantener su relación lejos de los medios, mientras posan para su primera y explosiva portada. 

SILVIA VÁZQUEZ | WOMAN.ES

Kylie Jenner y Travis Scott acaban de cruzar la línea de fuego por la que toda pareja 'celeb' que se precie debe pasar: ¡hacer una portada juntos!

 

🖤

Una publicación compartida de Kylie (@kyliejenner) el

Pero los papás de Stormi Webster no se han conformado con una sesión de fotos al uso y han protagonizado la sesión de fotos más 'hot' de los últimos tiempos; ¿qué otra cosa podíamos esperar de la benjamina del 'klan'

Solo unos días después de que comenzaran a sonar los rumores de boda (¡sin anillo de momento!), Kylie y Travis han posado para la revista americana GQ al más puro estilo Kardashian: la empresaria, todavía con sus característicos labios con relleno, luce un bañador negro y escote de infarto o un ceñido vestido blanco y medias altas, y está más explosiva que nunca; mientras el rapero por su parte presume de traje. 

 

Una publicación compartida de GQ (@gq) el

Las instantáneas no han tardado en viralizarse en las redes sociales, ya que sus miles de fans no daban crédito a lo que veían. ¿El motivo? Desde que hicieron pública su relación en Coachella del 2017, Kylie y Travis siempre han llevado lo suyo con bastante discreción y apenas hay imágenes de ambos juntos, exceptuando el posado en la gala MET, algún robado de los paparazzis o aquel vídeo con el que anunciaron el embarazo (casi secreto) de Kylie

 

Una publicación compartida de 💰 (@13thouxanbreezy) el

Precisamente sobre este tema han hablado en la entrevista que acompaña al 'shooting', donde la pareja se ha sincerado para silenciar muchas de las habladurías que hay sobre ellos. "Sé que a Travis no le gusta la atención. Por eso hacemos un esfuerzo para mantener nuestra relación super privada y, si tiene eventos o algo así, no suelo ir. Porque quiero que lo haga suyo y sea él el protagonista. Me parece bien que la gente no nos vea juntos", ha explicado la reina del 'lipstick'. 

Desde la llegada de su pequeña Stormi, la vida de estos veinteañeros ha cambiado de forma radical. Ambos aseguran haber madurado y hacen malabarismos con sus agendas para pasar tiempo juntos. "Ahora somos una familia. Cuando peleamos generalmente es porque hemos estado lejos el uno del otro durante mucho tiempo y no nos hemos viste en semanas. Y ahora que tenemos a Stormi no puedo viajar con ella, es demasiado pequeña, y entonces es más difícil vernos".