Ana Fernández en la presentación de IQOS. | G3 / GTRES

Ana Fernández: "Las mujeres defendemos mucho lo que creemos"

La actriz está a punto de estrenar la segunda temporada de 'Las chicas del cable' y asegura que su vida ahora es maravillosa, hablamos con ella en la presentación de IQOS. 

Woman.es

Comienza la cuenta atrás para el estreno de la segunda temporada de 'Las chicas del cable', ¿qué puedes adelantarnos?

La segunda temporada viene para romper ese tópico de "segundas partes nunca fueron buenas". Al tener solo ocho capítulos, la primera temporada fue más una presentación de todos los personajes y ahora la segunda trae el desarrollo de toda la trama. La lucha de la mujer, el apoyo entre ellas en el salto laboral que viven y los conflictos de la compañía son los argumentos centrales y se van a disfrutar mucho más en esta segunda parte. Además, como se refleja en los carteles y en la promoción, esta temporada es un poco más oscura, no en el sentido de terror sino que cada personaje saca su lado oculto. 

Dicen las malas lenguas que es complicado que las mujeres nos llevemos bien, pero vosotras sois una piña. ¿Qué has aprendido de tus compañeras?

Hemos pasado muchas horas juntas y por eso he aprendido mucho de ellas. Además tenemos distintas edades y en el día a día se aprende mucho, no hace falta hablar de la vida para sacar un aprendizaje. 

Eso de que las mujeres nos llevamos mal creo que tiene su parte de sentido ya que el hombre tiene una mentalidad más sencilla, más simple... las mujeres en cambio somos más complejas y debido a esa complejidad una conversación o un debate puede llevarte horas de discusión porque además, defendemos mucho lo que creemos.

En la serie todas somos muy trabajadoras y vamos a favor de obra. Todas conocemos la personalidad que tiene cada una y somos muy distintas: en la forma de expresarnos, en la energía, en la manera de afrontar los problemas, e incluso de despertamos por la mañana. Pero todas compartimos el objetivo de sacar la serie adelante y hacer un trabajo maravilloso. Por eso, la solución es saber llevarnos. Creo que si sabes llevar a tus compañeros de trabajo todo es mucho más fácil y, si además de ahí sacas una relación de amistad, es maravilloso. 

Carlota, tu personaje en la serie, es fuerte e independiente, ¿te consideras parecida a ella?

Sí, nos parecemos en muchas cosas. Creo que cuando te eligen para interpretar un personaje es porque tiene cosas de ti. De Carlota creo que tengo ese humor irónico, la fortaleza para salir de los problemas y ver siempre la cara positiva y el lado independiente. A diferencia de ella, siempre me he llevado muy bien con mi familia, pero desde muy joven quería vivir sola, tener mi coche, mi dinero... igual que Carlota.

Hasta el momento has hecho acción y drama, ¿qué papel te gustaría interpretar ahora?

En 'Las chicas del cable' estamos haciendo algo histórico pero no dejan de ser personajes ficticios, por eso ahora me gustaría probar con un personaje histórico de verdad. Me encantaría interpretar la biografía de alguna reina de monarquía española o británica como María Antonieta o Ana Bolena. Pero lo que más ilusión me haría es hacer el doblaje de un personaje de dibujos animados

A parte de 'Las chicas del cable', ¿qué otros proyectos tienes en mente?

Hay un par de cortos por ahí pero quería un poco de tranquilidad durante estos meses. El rodaje de 'Las chicas del cable' es muy intenso, porque no rodamos mientras se emite, por lo que hay que adaptarse a las fechas de entrega. Además, el rodaje de la primera y la segunda temporada fue casi a la par, con solo dos meses de descanso entre ellas, y ahora he tenido que desconectar un poco. Es la forma que tengo de echar de menos a Carlota y así cogerla con más ganas y disfrutar de las nuevas aventuras con ella. 

En estos meses más relajados no quería buscar proyectos nuevos, aunque si me hubieran propuesto algo super interesante lo habría aceptado. Necesitaba tiempo para disfrutar de mi vida, que ahora es maravillosa, y planear viajes, que con los rodajes es mucho más difícil. 

Empezaste muy joven como actriz, ¿cómo se consigue mantener los pies en la tierra?

Teniendo una cabeza medianamente coherente; no hace falta ser actor ni cantante para que se te vaya la cabeza. Quizás lo que más me ha ayudado a mí ha sido rodearme de mi familia, mis amigos, mi pareja... ayuda bastante que sean reales, que te traten como siempre, que se enfaden contigo y te regañen de vez en cuando. 

¿Cómo te preparas para llegar perfecta a los rodajes?

¡Malamente! Es imposible estar perfecto cuando te recogen a las cinco de la mañana para ir a los rodajes: a veces he ido en pijama y con las legañas pegadas porque son horas inhumanas. Pero por suerte pasamos por un proceso de transformación en el que nos peinan y nos maquillan para que estemos estupendas.

¿Y alguna rutina de belleza que cumplas a rajatabla?

Sobre todo la limpieza de la piel. Hace años no lo tenía muy en cuenta, pero con el paso de los años me he dado cuenta que el desmaquillarse bien es super importante. Además, soy muy de hacerlo todo en la ducha: exfoliarme, depilarme, ponerme mis mascarillas... Entro al baño, cierro la puerta y salgo totalmente lista al cabo de un buen rato. Por otra parte, ahora me he acostumbrado a beber todos los días un zumo de naranja a primera hora de la mañana. 

¿Algún vicio confesable?

Soy fumadora, pero ahora voy a ser "vapeadora calentadora", como este maravilloso producto que presentamos. 

¿Por qué te teñiste el pelo de rubio?

Creo que el pelo tiene un poco de nuestra historia y dicen que acumula energía por lo que a veces es necesario cortarlo. En cuanto al tinte, nunca me había hecho nada hasta los 26 años, pero poco a poco me lo fui aclarando con mechas hasta que mi peluquero, que está tan loco como yo, me animó al rubio. Me gusta mucho el resultado aunque es un pelo muy sacrificado y hay que cuidarlo mucho. De momento ha funcionado muy bien, a la gente le ha gustado y a los jefes también, tanto que en la segunda temporada de 'Las chicas del cable' aparezco con el pelo así. 

Hablando de locuras, ¿qué es lo más atrevido que has hecho por amor?

Por amor he hecho muchas cosas... soy muy loca para esto. Me gusta mucho sorprender y me emociona más hacer locuras por alguien que que las hagan por mí. Podría hablar de objetos, regalos... pero en mi situación y con la historia de mi vida, creo que la mayor locura es haber abierto mi corazón a algo desconocido que a día de hoy es maravilloso.