Entrevista a Jaydy Michel

Ha salido fortalecida de la polémica sobre el hijo secreto de su ex, alejandro Sanz, y vive una etapa feliz, concentrada en el cuidado de su hija Manuela y en su carrera de actriz, que desarrolla en la serie Los Serrano.

MARTA BONILLA

Ha superado los momentos difíciles que atravesó a raíz del comunicado de Alejandro Sanz reconociendo la existencia de un hijo secreto nacido mientras ellos estaban juntos. Entonces, Jaydy puso el océano de por medio y se refugió en su México natal para evitar preguntas que trataban de meter el dedo en la llaga. Ahora, cuando habla de ello recurre a las lecciones aprendidas en los libros de autoayuda que lee con devoción, y se pone seria y tensa. Todo lo contrario que cuando nos cuenta la relación con su hija Manuela, sus planes de futuro o el sueño que empieza a ver cumplido de ser actriz. Acaba de incorporarse a la serie televisiva Los Serrano (Tele 5). En un descanso de la grabación, viajó con WOMAN a Ibiza para realizar este reportaje y descubrimos a una mujer simpática, optimista, que piensa muy bien las cosas antes de hacerlas y con una energía desbordante. Está totalmente volcada –aviso para navegantes– en su trabajo, y la encontramos más guapa que nunca. Nos cae bien.
Llevabas una temporada desaparecida... Después de la tempestad, ¿por fin ha llegado la calma a tu vida?
Eso parece, ¡menos mal! Todo pasa. De todas formas, yo creo que lo mejor en esos momentos complicados e incómodos era mirar hacia adelante y levantar la cabeza. No es que sea orgullosa o diga «esto no lo perdono», pero no puedes dejar que te afecte, y menos cuando eres madre de familia. Hay que sacar lecciones positivas de todo, y las situaciones difíciles te permiten conocerte más a fondo y hacerte más fuerte. En los momentos duros es cuando más aprendemos.
Jaydy, sinceramente, ¿has sufrido mucho con todo lo sucedido?
Cuando me ha tocado sufrir, he sufrido. Eso sí, en privado. No me gusta ir contando mis penas. En público, solo me habéis en portada visto llorar de felicidad cuando nació mi hija Manuela. Soy una persona discreta.
Tu imagen ha salido fortalecida después de una historia con todos los ingredientes para alimentar el morbo –fama, éxito, infidelidad...– Eres una chica hábil y lista, ¿verdad?
Mejor inteligente, ¿no? La inteligencia radica en el afán de superación y la capacidad para afrontar las dificultades de todo tipo que van surgiendo en la vida. No me ha resultado fácil llegar donde estoy, en ningún sentido. He tenido que superar muchas barreras para estar aquí y estoy satisfecha de haberlo conseguido sin traicionar mis principios.
¿Crees, entonces, que la popularidad no ha beneficiado tu carrera profesional?
No, para mí ha sido una situación extraña en la que mi vida y mi historia personal se interponían en mi trabajo. Sucede quieras o no. Yo estoy muy tranquila, porque, como te he dicho, sé que no me he aprovechado de ello. Por eso me he sentido incómoda con algunos comentarios que han surgido últimamente criticando mi aparición en la portada de cierta revista del corazón...
Publicada la semana siguiente al famoso comunicado de paternidad. Después de todo, estabas en tu derecho de aprovechar la oportunidad, ¿no?
Era un compromiso que ya tenía adquirido previamente con la firma Tous. Te critican cuando dices algo, pero también si no lo haces. Que me juzguen si quieren, pero yo no me voy a sentar a polemizar con nadie. No desvelé nada realmente íntimo en aquella entrevista. No lo voy a hacer nunca. De hecho, de mí se cuentan muchas cosas pero, ¿cuántas imágenes hay que lo confirmen? Pocas. Son solo chismes que no hay que creerse. Algunos periodistas recurren a cosas como preguntar a un compañero de Los Serrano en una fiesta si estoy con alguien.
¿Y...?
Él no tenía ni idea, y yo no contesto.
A Elsa Pataky la criticaron mucho algunos actores de Los Serrano. ¿Temes que de ti opinen «otra modelo que quiere ser actriz»? ¿Cómo te han recibido?
Muy bien. No sé por qué me van a criticar... Yo he soñado con ser actriz desde niña, pero las circunstancias y la pasión por viajar me llevaron a dedicarme a la moda desde los diecisiete años. Al final, he llegado a la interpretación. ¿Cuántos actores acaban haciendo campañas publicitarias? Lo que importa es mi profesionalidad y si hago bien el trabajo.
¿Qué sensaciones has experimentado como actriz hasta ahora?
¡Fantásticas! Me siento mejor delante de la cámara de lo que me veo en los monitores. Soy muy crítica con mi trabajo. Tu madre vive en México pero es de Los Ángeles. ¿Sueñas con Hollywood? He pensado en irme allí a empezar mi carrera de actriz pero no lo he hecho por mi hija. Los Ángeles es una ciudad muy dura para un niño, y mi prioridad es que Manuela crezca bien y feliz.
Aquí vivís en una situación privilegiada, en una casa maravillosa...
Sí, es preciosa, muy alegre, luminosa, pintada de un color muy mexicano, con un estanque, una cama elástica en el jardín en la que saltamos juntas...
¿Duerme contigo?
No siempre, pero más de un día a la semana le gusta meterse en mi cama. ¡Y a mí me encanta!
¿No te pide un hermanito?
Alguna vez, pero todos los niños tienen esa etapa y luego se les pasa.
¿Qué principios te gustaría inculcarle?
Quiero que viva rodeada de amor e intento forjarle un carácter que la lleve a superarse día a día. Es lo más importante para salir adelante en la vida.

Relacionados

-->