Chino Darín debuta como presentador para #0. | Diego Puerta

Chino Darín: "Me ha tocado vivir en carne propia los mitos que hay en cuanto a dietas"

Da la sorpresa presentando un programa de alimentación.

Clara Hernández | Woman.es

Chino Darín luce (posiblemente) dos de las mejores cejas del 'star system' mientras practica uno de sus posados favoritos (de medio lado, mirando hacia la derecha y brazos cruzados). Para contentar a los fotógrafos, les dedica una caída de ojos tentadora ("¡háznos la caidita”, le gritan estos, que ya se lo saben).

Va especialmente trajeado, adivinamos que para anticipar “el tono de presentador clásico” (pero con humor y un toque de provocación) que ha tenido que “aprender” y adaptar para su nueva aventura: conductor del programa televisivo de alimentación 'Dame veneno', en #0.

Chino Darín, fichado por Movistar + | Movistar +

El próximo 3 de diciembre, a la hora de máxima audiencia, podremos ver el resultado en la cadena de Movistar. Y enterarnos, como explica Chino, de qué es realmente lo que comemos (un científico ha analizado para el espacio, por ejemplo, qué contienen las bebidas isotónicas) o las verdades y mitos de dietas, milagrosas o no.

En un corro de periodistas, primero, y luego en una entrevista exclusiva con Woman (mira a continuación el vídeo)  nos confiesa su pasión carnívora por los asados ("soy un sanguinario"). O que no se pierde ni un capítulo de 'La casa de papel' porque hay una actriz en esa serie que es "la bomba" (es una de las pocas menciones a su novia, Úrsula Corberó, que nos regala; poco después da muestras de que no le gusta demasiado que le pregunten por ella. Tampoco por su padre, el actor Ricardo Darín, ni por su faceta de 'it boy').

¿Cómo se ha metido en este fregado?
La verdad es que fue una sorpresa que me llamaran, ¡tengo menos experiencia conduciendo programas que cocinando!  El espacio ha sido un lindo desafío y una experiencia bastante intensa (se grabó en un mes). Y llegó en un momento de mi vida en la que estaba haciendo una dieta muy radical para la película ‘Memorias del calabozo.’ Estaba particularmente obsesionado con la alimentación. Uno a veces es víctima de los mitos que andan por ahí en cuanto a dietas, me ha tocado en carne propia.

¿Qué ha sido lo más complicado de todo?
Oficiar de presentador. En la interpretación estás amparado por un personaje que te da un marco para trabajar y la relación con la cámara es totalmente distinta: los actores nos hacemos a la idea de que no existe y acá el vínculo es muy directo. Además, el programa exige un rigor. Había que meterse de cabeza pero pisando cáscaras de huevo.  

Tu relación con la cocina es...
Cuando tengo que cocinar, soy mucho de plancha y plancha y plancha. Alguna pasta de vez en cuando. No sé si la comida a la plancha es la más saludable… ¡No es mi terreno la cocina para nada!

¿Comemos muy mal?
Cada uno va a poder juzgarlo con las herramientas que da el programa. Hay mucha confusión con la alimentación, estamos expuestos a publicidad, secretos a voces, las recomendaciones del colega que está a dieta y que  a veces no tienen ningún rigor científico...

Y la fama, ¿a qué sabe?
Depende del momento, su sabor va transformándose. Es de esas cosas que parecen dulces al principio y después… terminas descubriendo que tienen otro sabor que no identificas muy bien.

Ser el chico de  moda, ¿tiene algún precio?
No me siento el chico de moda, pero sí un privilegiado que puede dedicarse a lo que le gusta, la interpretación. En este trabajo hay mucha competitividad y grandes injusticias. Me siento un privilegiado por las oportunidades, pero eso sí, me esfuerzo lo que no está escrito.

¿Qué se siente cuando uno busca su nombre en Google y sale otro el primero?
Bueno, depende de cómo se busque. (¿Le persigue el ser “hijo de”?). No conozco otra forma de vivir la vida.

 

Es viernes... portate bien. 👻 Mano y foto de @nicobustos

Una publicación compartida de Chino Darín (@chinodarin) el

Dime un plan gastronómico al que seguro que Úrsula dice que sí
Somos los dos de buen comer y tenemos un palador muy refinado. Ayer fuimos a un italiano pero normalmente tendemos a comer comida mediterránea. O una parrilla argentina…

¿Qué ingredientes serías tú?
Puro chocolate. 

Relacionados