INSTAGRAM

Por qué la canción de Katy Perry nos hace alzar las cejas (y no tiene que ver con la música)

“¿Trata la canción 'Swish Swish' sobre alguien a quien conocemos?”...

Ana Cortizo | Woman.es

Esto preguntó Jimmy Fallon a Katy Perry en su programa, 'The Tonight Show', sin molestarse en fingir inocencia. “Es un himno que todos pueden usar cuando alguien intenta hundirte o meterse contigo”, respondió Perry en plan “no te digo nada y te lo digo todo”. La ola de aplausos le indicó que el público lo había pillado. ¿Tú no? Tranquila, seguramente es porque tu vida no orbita alrededor de la bronca siciliana que Katy Perry y Taylor Swift mantienen desde hace años y de la que "Swish swish" es el capítulo más reciente. Nosotras te lo explicamos.

 

via GIPHY

Hubo un tiempo en que las dos cantantes eran BFF ('best friends forever'); se dedicaban tuits cariñosos para regocijo de sus fans, posaban juntas en las alfombras rojas, planeaban grabar un disco juntas... En fin, lo mismito que tus amigas y tú cuando quedáis los viernes. Pero entonces Perry empezó a salir con el cantante John Mayer, ex de Swift, y a Taylor le dio un tic en el ojo. Si es que todas somos iguales.

 

via GIPHY

Las dos aguantaron el tipo, sin embargo, hasta que Taylor Swift contrató para su tour a tres bailarines habituales de Katy Perry. Katy, unos meses después, los llamó para su propia gira. Los bailarines fueron a hablar con la jefa, a ver qué pensaba, y fueron despedidos ipso facto. 

Si algo así pasara en tu grupo de amigas, las demás crearíais un grupo de WhatsApp alternativo para comentar la jugada. Pero cuando las divas chocan, las redes sociales se dividen en dos (#TeamTaylor, #TeamKaty), cual Mar Rojo ante la vara de Moisés. Estamos hablando de 99,5 millones de seguidores de Twitter para Perry y de 84,6 para Swift, lo que no está nada mal para una riña más propia de un patio de colegio que de dos personas adultas.

 

via GIPHY

Había muchos espectadores y hubo carnaza para todos. Primero, Swift lanzó una canción, "Bad Blood", sobre una amiga traicionera (sí, todo muy sutil); luego Katy vistió a sus bailarinas de la Super Bowl con bikinis a topos, justo después de que todo internet criticase una prenda similar que había vestido Taylor. Swift replicó incluyendo un tiburón en uno de sus conciertos, un guiño al bailarín del show de  Perry cuya torpeza se convirtió en el meme del momento. Los tuits crípticos menudeaban en ambas esquinas del ring.

 

via GIPHY

La última estocada (de momento) en este duelo de purpurina es, como decíamos, "Swish Swish" (¿Swift Swift?), el tercer single de "Witness", el disco que Katy Perry lanza el 9 de junio. La cantante asegura que la canción trata sobre el placer de liberarse del yugo de alguien que intenta amargarte la existencia. Los fans, sin embargo, están convencidos de que es un mensaje en clave para su némesis rubia. 

Por ejemplo aseguran que la frase "un tigre no pierde el sueño por las opiniones de un cordero" hace referencia a "Roar" -el disco en que Katy se refiere a sí misma como un tigre- y a uno de los tuits bomba de Perry en que acusaba a Swift de ser “una Regina George con piel de cordero”. Perry también canta "Eres calculadora", un adjetivo con el que muchos han descrito a Swift y que la cantante detesta, y añade "qué curioso que no pares de mencionarme", en referencia a las indirectas que le ha lanzado Swift en las redes sociales.

 

 "Swish swish" afirma también: "El karma no miente, y guarda las pruebas", un guiño a cierto incidente entre Taylor Swift y el cantante Kanye West. El rapero, en su polémica canción "Famous", decía: 'Creo que aún podría tener sexo con Taylor Swift, yo hice famosa a esa zorra'. La letra hizo que la cantante se indignara y hasta emitiera comunicados al respecto. Pero Kim Kardashian, esposa de West, publicó un fragmento de conversación entre Kanye y Taylor en el que la cantante parecía aprobar que se la mencionara, y hasta le daba las gracias a West por avisarla. Kim calificó aquel audio como "obra del karma". Para rematar la faena, resulta que Kanye iba a llamar a su disco 'Life of Pablo' nada menos que... "Swish". 

Los fans más recalcitrantes incluso aseguran que con el verso: "Soy una reina y me besarás el anillo" Katy Perry se vanagloria de que ella, al contrario que Swift, ha conseguido actuar en el intermedio de la Super Bowl (cuyo trofeo es, seguro que lo has adivinado, un anillo). 

 

via GIPHY

El #TeamKaty, como veis, ha trabajado duro para encontrar referencias hasta debajo de las piedras. La pena es que Taylor Swift parece cansada, de momento, de este combate singular. Lleva desde enero en un absoluto mutismo tuitero, del que ha salido solo para lamentar el atentado de Manchester y no ha dicho esta boca es mía sobre su exmejor amiga. Si acaba pasando página, ¿a qué van a dedicar su (excesivo) tiempo libre los millones de fans de las dos cantantes?