Amanda Seyfried, de H&M en el estreno de 'Gringo', en LA.  | Frederick M. Brown / GETTY

Amanda Seyfried: "Para mí es muy importante hacer películas que tengan mensaje"

Hablamos con Amanda Seyfried sobre su experiencia rodando la película de comedia 'Gringo: se busca vivo o muerto' que se estrena el próximo 23 de marzo.

Woman.es

Dejando de lado las cosas imprescindibles, ¿qué fue lo que te atrajo de Gringo?

Estoy casi segura de haber dicho que lo haría antes de haber leído el guión. Por Nash (Egerton, escritor y director). Nash y yo hemos sido amigos desde, no sé, 2015 tal vez. Lo conocí a él y a Joel en Santa Fe. Estábamos trabajando en diferentes proyectos y entablé amistad con los dos. Entonces, cuando escuché que Nash estaba haciendo una película, dije, ‘Por supuesto que estoy dentro’.

Lo que sea que fuera, estabas dentro.

Sí, pero además era un papel sumamente dulce. Y creo que mientras escribían, estaban pensando en mí para el papel de Sunny. O eso me han dicho.

¿Cuando leíste el guión sentiste que Sunny había sido diseñado especialmente para ti?

Sí, algo así.

Has dicho que te encanta interpretar a personas que son más optimistas que tú. Con respeto a Sunny, ¿cuéntanos algo más?

Bueno, creo que uno toma algo de cada uno de los personajes que interpreta; es imposible no hacerlo. Uno piensa en las palabras que dice y en las relaciones que mantiene. Pienso que es hermoso lo confiada y optimista que Sunny es. Es muy pura y confiada, y por supuesto que eso conlleva ciertos problemas. Yo solía ​​ser más confiada de lo que soy ahora; con la edad y la experiencia viene el conocimiento, bueno y malo. Pero creo que lo que Sunny tiene es algo hermoso. Me encantaría que mi hija fuera tan confiada y tan poco cínica como ella. Creo que uno disfruta mucho más la vida siendo así.

¿Dirías que no eras una persona optimista?

Yo diría que ahora soy menos confiada. Pero soy optimista (risas).

¿Trabajaste con Charlize Theron antes?

Trabajé con ella en 'A Million Ways to Die in the West', lo cual fue realmente divertido porque ella interpretaba a la niña buena, a la heroína, y yo a una cabrona (risas).

La mayoría de tus escenas son con Harry Treadaway, un actor inglés que interpreta a un británico. ¿Puedes hablar un poco sobre él y qué aportó? Una vez más, parece que su personaje le va como anillo al dedo.

Sí, Harry es un verdadero cretino. Es una broma (risas). El tema con Miles (el novio superficial de Sunny, aspirante a estrella de rock) es que ves lo bueno en él, a pesar de las cosas que hace. Es generoso, y uno ve por qué ella está enamorada de él. Pero también puedes ver cuán fácilmente se ha metido en ese mundo nefasto. Está necesitado. Necesita sentirse querido y necesita sentir que hace cosas. Se está perdiendo mucho de la vida, por lo que siempre está buscando algo. Él y Sunny son una pareja perfecta. Y Harry es sumamente bueno; lo pasé de maravillas con él.

Con David Oyelowo, tienes una escena particularmente conmovedora. ¿Cómo fue trabajar con él? Está muy lejos de Martin Luther King aquí. ¿Te sorprendió lo bueno que es para la comedia?

Eso no me sorprendió. Es sumamente competente y seguro, y de una manera maravillosa. En términos generales, parece una persona feliz. Es un colaborador fantástico y también es divertido. Nada me sorprendió; fue una selección perfecta y me hubiera encantado haber tenido más que ver con él, aunque esa escena fue realmente hermosa.

Eres la única persona que es genuinamente amable con él en toda la película.

Sunny tiene un gran corazón, como yo; ella ve el lado bueno de las personas. Siente que este tipo está sufriendo y quiere saber más. Quiere conectarse con la gente, y ninguna otra persona quiere conectarse con él.

¿En qué parte de México filmaron?

En Ciudad de México y en Veracruz. La Ciudad de México fue increíble. Siempre quise ir allí, así que fue una gran experiencia. Veracruz es una pequeña ciudad costera donde el agua es más cálida que el aire, lo que en realidad no era muy placentero, pero aún así era hermoso.

¿Tener la posibilidad de viajar es una de las cosas que disfrutas de tu trabajo? ¿O extrañas las comodidades de tu hogar?

Es gracioso, justo después de que naciera mi hija, tuve que ir a Croacia a filmar 'Mamma Mia'. Pensé, ‘Va a ser un infierno’. No había ningún hospital en la isla, tenía un bebé de seis meses y mi esposo estaba trabajando, entonces no podía venir con nosotros. Tuve que llevar de todo, pañales, loción para el bebé, etc. Fue un trastorno. ¡Tenía siete maletas! Una vez allí fue una experiencia que no cambiaría por nada. Por supuesto que me gustan las comodidades de mi hogar. Pero es maravilloso poder vivir en otro lugar por un tiempo. Y necesito seguir recordándomelo. Cuando alguien me diga, “Es posible que tengas que ir a Japón el mes que viene”, yo seguramente pensaré, ‘Waah, tengo que pasar quince horas en un avión para ir a Japón. ¡No quiero!’ (Risas). Pero una vez que estoy allí, siempre estoy encantada.

¿Eres una buena viajera?

Sí, lo soy. De hecho, la semana pasada hice mi primer viaje completamente sola. (susurra) ¡Fue lo mejor! Fui a Nueva York por unos días a un seminario, con mi cuñada. Volé sola a Nueva York con una mochila. Sin 'carriola', sin perro, sin nada. Solo una mochila. Fue increíble. No me gusta la idea de salir de casa, pero soy una buena viajera cuando lo hago.

Siento que debería saber esto, pero ¿qué edad tiene tu hija ahora?

Pronto cumplirá un año. Y no deberías saberlo, ya que no se lo he dicho a nadie; nadie sabe nada de ella.

¿Sigue yendo contigo cuando viajas por trabajo?

Sí. La última película que hice fue 'Mamma Mia' (en realidad, la secuela, MM: Here We Go Again) y la llevé conmigo. No puedo estar muy lejos de ella por mucho tiempo.

¿Dirías que tu carrera se define por la frase la variedad es la sal de la vida? 'Mama Mia', luego 'Twin Peaks' y ahora ésta. Sería difícil encontrar más contraste.

Intento tomar esas decisiones y obtener esas partes. Mi carrera tiene su flujo y reflujo como todos los demás, y algunas veces tengo que trabajar más duro para obtener algo. Pero eso no es lo que me impulsa. Lo que me motiva es: ¿Quién es el director? ¿Cuál es la historia? ¿He hecho algo similar recientemente? Quiero hacer cosas diferentes y quiero que las cosas sean lo más diversas posible, porque, más allá de todo, es divertido. Y además, no quedo encasillada.

Una cosa que no parece importarte es el tamaño de un papel; sino la calidad en lugar de la cantidad.

¡Absolutamente!

Te pasa esto de decir, ‘Bueno, acabo de hacer 'Mamma Mia 2'. No quiero volver a escuchar otra canción de ABBA en mi vida. Me pregunto qué estará tramando David Lynch’.

Algo así, sí. Acabo de terminar de filmar 'Mamma Mia'. Pero fue muy divertido, incluso más divertido que la primera. Y fue un gran éxito internacional. No me gusta hablar de negocios, pero uno tiene que tenerlo en cuenta al momento de seleccionar otros papeles. Entonces, en lugar de hacer una película de Marvel cuatro, cinco años atrás, cuando quiera que sea (Seyfried ha jurado que 'nunca' haría una película de superhéroes. Disfruta verlas, pero no tiene estómago para las acrobacias, ni para el trabajo de cables), hice otra cosa que me llevó por un camino diferente. Pero si tienes la posibilidad de hacer una de esas películas enormes y masivas de vez en cuando, te da la oportunidad de actuar en teatro o en una pequeña película independiente. Soy afortunada. No tuve que hacer una película de Marvel, hice 'Mamma Mia 2'.

Volviendo a 'Gringo', además de ser muy entretenida, ¿qué te gustaría que el público se lleve después de verla?

Siempre hay un mensaje, siempre pasa algo más profundo. Y para mí es muy importante hacer películas que tengan ese tipo de mensaje, pero sin arrojártelo a la cara, que esté ahí, pero que sea sutil. Con esta película, creo que es: Sé tú mismo. Nunca intentes ser otra persona.

En pocas palabras.

¡Hazte cargo de ti mismo! Quien eres es suficiente. Es lo que le digo a mi hija hasta el hartazgo (risas). Es una de las razones por las que me encantan las comedias, porque generalmente tienen un mensaje, pero no es que te lo chocas. Y a veces es suficiente solo para hacerte reír. El mundo 'apesta' hoy en día (risas). Está en una situación bastante extraña, así que sigamos haciendo comedias. Hagamos reír a la gente. O llorar. O ambas. ¡Ese es mi trabajo!